/ lunes 22 de julio de 2019

Comercio electrónico: evita fraudes

Las operaciones por comercio electrónico presentan un crecimiento importante. El uso de tarjetas de débito como crédito registran un incremento del 49 por ciento durante el primer trimestre del 2019, respecto al mismo período del año anterior. No obstante lo anterior, las medidas de prevención y el cuidado al efectuar este tipo de compras o transacciones debe tomarse en cuenta para evitar perjuicios económicos.

Un estudio de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), señala que de los 86 millones de operaciones en comercio electrónico durante el primer trimestre del año, el 63 por ciento fue realizado con una tarjeta de débito, sin embargo, por el monto de las compras, la tarjeta de crédito representa el 62 por ciento.

Hace cuatro años la Condusef puso a disposición de los usuarios, cifras estadísticas sobre transacciones realizadas en internet, con una tarjeta de crédito o débito a través del Micrositio de Comercio Electrónico, en él además se pueden encontrar consejos sobre cómo realizar estas compras, qué se debe tomar en cuenta para evitar ser víctima de un fraude, así como medidas de seguridad y estadísticas para conocer el comportamiento de estas operaciones.

De enero a marzo del 2019 se efectuaron 824 millones de operaciones con una tarjeta de crédito o débito, el 10.4% se realizaron a través de comercio electrónico, es decir, 86 millones de operaciones; de éstas, el 63% fueron mediante una tarjeta de débito y el 37% con una tarjeta de crédito. El monto promedio de una compra autorizada en comercio electrónico con tarjeta de crédito fue por 1,023 pesos y para la tarjeta de débito de 364 pesos.

Respecto al mismo trimestre del año 2018, la tarjeta de débito registra un mayor crecimiento en el número de operaciones realizadas en comercio electrónico con un 61%, y en conjunto con la tarjeta de crédito, las transacciones totales realizadas a través de comercio electrónico crecieron un 49% respecto al mismo periodo del 2018.

En estos tres primeros meses del 2019 se realizaron 147 millones de solicitudes de compra en comercio electrónico, utilizando ambos medios de pago; poco más de la mitad, el 58.4%, finalizó en una compra autorizada por parte de la institución emisora de la tarjeta, es decir, 86 millones de operaciones, de las cuales solo el 0.5% derivó en un contra-cargo o reclamación por parte del titular de la tarjeta.

Hay que recordar que no siempre el tarjetahabiente puede consumar una compra por internet, si el banco (emisor de la tarjeta) considera que el sitio visitado por el usuario no es seguro de acuerdo a los estándares establecidos, o bien porque el tarjetahabiente no cuenta con fondos suficientes para pagar el importe de la compra, o también porque no se proporcionan de forma correcta los datos o claves solicitadas para hacer efectiva la transacción.

No se debe olvidar que cuando se realiza una compra en internet, es importante tomar en cuenta medidas de seguridad como las siguientes: Antes de comprar, infórmate sobre los tipos de fraude para que puedas identificar cuando una página web es fraudulenta. Evita el acceso a ofertas que lleguen vía correo electrónico, ya que pueden llevar a lugares no seguros. En su lugar, entra directamente a la página del comercio.

Durante la compra, hay que comprobar la presencia de un pequeño candado cerrado en la ventana del navegador, antes de introducir los datos de tu tarjeta. Guardar o imprimir los comprobantes de pago, así como la confirmación de la compra, ya que los necesitarás en caso de alguna aclaración.

Las operaciones por comercio electrónico presentan un crecimiento importante. El uso de tarjetas de débito como crédito registran un incremento del 49 por ciento durante el primer trimestre del 2019, respecto al mismo período del año anterior. No obstante lo anterior, las medidas de prevención y el cuidado al efectuar este tipo de compras o transacciones debe tomarse en cuenta para evitar perjuicios económicos.

Un estudio de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), señala que de los 86 millones de operaciones en comercio electrónico durante el primer trimestre del año, el 63 por ciento fue realizado con una tarjeta de débito, sin embargo, por el monto de las compras, la tarjeta de crédito representa el 62 por ciento.

Hace cuatro años la Condusef puso a disposición de los usuarios, cifras estadísticas sobre transacciones realizadas en internet, con una tarjeta de crédito o débito a través del Micrositio de Comercio Electrónico, en él además se pueden encontrar consejos sobre cómo realizar estas compras, qué se debe tomar en cuenta para evitar ser víctima de un fraude, así como medidas de seguridad y estadísticas para conocer el comportamiento de estas operaciones.

De enero a marzo del 2019 se efectuaron 824 millones de operaciones con una tarjeta de crédito o débito, el 10.4% se realizaron a través de comercio electrónico, es decir, 86 millones de operaciones; de éstas, el 63% fueron mediante una tarjeta de débito y el 37% con una tarjeta de crédito. El monto promedio de una compra autorizada en comercio electrónico con tarjeta de crédito fue por 1,023 pesos y para la tarjeta de débito de 364 pesos.

Respecto al mismo trimestre del año 2018, la tarjeta de débito registra un mayor crecimiento en el número de operaciones realizadas en comercio electrónico con un 61%, y en conjunto con la tarjeta de crédito, las transacciones totales realizadas a través de comercio electrónico crecieron un 49% respecto al mismo periodo del 2018.

En estos tres primeros meses del 2019 se realizaron 147 millones de solicitudes de compra en comercio electrónico, utilizando ambos medios de pago; poco más de la mitad, el 58.4%, finalizó en una compra autorizada por parte de la institución emisora de la tarjeta, es decir, 86 millones de operaciones, de las cuales solo el 0.5% derivó en un contra-cargo o reclamación por parte del titular de la tarjeta.

Hay que recordar que no siempre el tarjetahabiente puede consumar una compra por internet, si el banco (emisor de la tarjeta) considera que el sitio visitado por el usuario no es seguro de acuerdo a los estándares establecidos, o bien porque el tarjetahabiente no cuenta con fondos suficientes para pagar el importe de la compra, o también porque no se proporcionan de forma correcta los datos o claves solicitadas para hacer efectiva la transacción.

No se debe olvidar que cuando se realiza una compra en internet, es importante tomar en cuenta medidas de seguridad como las siguientes: Antes de comprar, infórmate sobre los tipos de fraude para que puedas identificar cuando una página web es fraudulenta. Evita el acceso a ofertas que lleguen vía correo electrónico, ya que pueden llevar a lugares no seguros. En su lugar, entra directamente a la página del comercio.

Durante la compra, hay que comprobar la presencia de un pequeño candado cerrado en la ventana del navegador, antes de introducir los datos de tu tarjeta. Guardar o imprimir los comprobantes de pago, así como la confirmación de la compra, ya que los necesitarás en caso de alguna aclaración.

lunes 09 de septiembre de 2019

Nuevos billetes…¿mayor inflación?

martes 03 de septiembre de 2019

Testamento… ¿vale la pena?

miércoles 28 de agosto de 2019

Ahorro: qué hacer…

viernes 23 de agosto de 2019

Comisiones de Afore... a la Baja

viernes 16 de agosto de 2019

Por fin se Registra Plusvalía…

lunes 05 de agosto de 2019

Modelo pensionario: a 22 Años

jueves 01 de agosto de 2019

Que no te sorprendan

lunes 22 de julio de 2019

Comercio electrónico: evita fraudes

lunes 08 de julio de 2019

Cuando te roban la identidad…

jueves 04 de julio de 2019

Sector bancario con más reclamaciones

Cargar Más