/ jueves 26 de marzo de 2020

Crónica del poder

INTELIGENCIA FINANCIERA CONTRA LA CRISIS

Son tiempos de vacas flacas, el escenario que JORGE MIRANDA visiona y pinta para éste y el próximo 2021, si no catastrófico porque se hacen todos los esfuerzos para evitarlo, sí son tiempos que apuntan a sufrir un marcado retroceso en el crecimiento económico, de por sí estancado. Consecuente con el mandato gubernamental de ALEJANDRO TELLO, el Secretario de Finanzas ya hace de tripas corazón para generar mejores condiciones de estabilidad a los sectores sociales y productivos, y de normalidad en la estructura gubernamental estatal y municipal, labor de extrema responsabilidad que ya le acumula reconocimiento popular, sobre todo de los empresarios y las familias más vulnerables.

Solo hay que ver el semblante del Secretario para interpretar que Zacatecas tiene encima las nuevas crisis apocalípticas, la violencia, penuria económica y ahora el coronavirus. Son loables sus expresiones sustentadas en el realismo de un climax económico que se acerca intenso y demoledor, y que por eso las fuerzas sociales y políticas coinciden en resaltar la importancia de las oportunas medidas de respaldo fiscal y financiero a los pequeños y medianos empresarios, y a los municipios.

Hay que observar la mesura, serenidad y concordia, que TELLO y MIRANDA asumen con óptima responsabilidad, para establecer que no son medidas de solución a fondo sobre las tremendas adversidades económica que se enfrentan, pero que con el trabajo en unidad de todos los zacatecanos, "saldremos de ésta crisis como de otras que hemos padecido", y en esa ruta de superación, "no vamos a hipotecar el destino y futuro del estado." Así lo precisa el Secretario y por la confianza ya sembrada y extendida, se abren horizontes de veracidad y certidumbre.

No cabe duda, en medio de la crisis que a todos lesiona, brotan creatividad en la función pública estatal y asertividad en los sectores de la sociedad, que abren senderos de certeza en el combate a las amenazantes crisis conspirativas, batallas que se traducen en hechos concretos, en estímulos fiscales para mitigar efectos de la contingencia y los pagos de adeudos a proveedores y prestadores de servicios, que necesariamente atemperan los golpes y protegen las plantas laborales, de manera que la aguda crisis que se resiente y arrecia, cuando menos sea revertida a moderada y controlable, que para eso son buenos y mejores en el equipo de Finanzas.

Más todavía, esas alentadoras medidas, van acompañadas de la austeridad y disciplina financiera del gobierno, con el propósito de mantener el equilibrio presupuestal privilegiando la política de racionalidad en el gasto, como la prohibición de nuevas contrataciones de personal, de recategorizaciones, estímulos e incentivos; se disminuyen los viáticos, no habrá asesorías ni consultorías; y restricción en adquisición de bienes muebles. Estamos hablando de un equilibrio en serio y altamente responsable que reitera y reafirma la honestidad administrativa.

MÁS QUE LAMENTACIONES, SON RESPUESTAS

Razonables y oportunas frente a un panorama que se pinta ominoso, dañino y fracturador de la consolidación gubernamental alcanzada y de las expectativas sociales y económicas que los zacatecanos esperan de la seguridad pública, la estabilidad económica y la defensa de su salud. Son medidas inmediatas que tienden a sustentar y garantizar la salud y el trabajo, que demuestran el más genuino comportamiento de responsabilidad gubernamental ante los graves problemas que aquejan a los más vulnerables, a los más necesitados, esto es un esfuerzo para disipar el oscuro horizonte que deviene con la pandemia.

INTELIGENCIA FINANCIERA CONTRA LA CRISIS

Son tiempos de vacas flacas, el escenario que JORGE MIRANDA visiona y pinta para éste y el próximo 2021, si no catastrófico porque se hacen todos los esfuerzos para evitarlo, sí son tiempos que apuntan a sufrir un marcado retroceso en el crecimiento económico, de por sí estancado. Consecuente con el mandato gubernamental de ALEJANDRO TELLO, el Secretario de Finanzas ya hace de tripas corazón para generar mejores condiciones de estabilidad a los sectores sociales y productivos, y de normalidad en la estructura gubernamental estatal y municipal, labor de extrema responsabilidad que ya le acumula reconocimiento popular, sobre todo de los empresarios y las familias más vulnerables.

Solo hay que ver el semblante del Secretario para interpretar que Zacatecas tiene encima las nuevas crisis apocalípticas, la violencia, penuria económica y ahora el coronavirus. Son loables sus expresiones sustentadas en el realismo de un climax económico que se acerca intenso y demoledor, y que por eso las fuerzas sociales y políticas coinciden en resaltar la importancia de las oportunas medidas de respaldo fiscal y financiero a los pequeños y medianos empresarios, y a los municipios.

Hay que observar la mesura, serenidad y concordia, que TELLO y MIRANDA asumen con óptima responsabilidad, para establecer que no son medidas de solución a fondo sobre las tremendas adversidades económica que se enfrentan, pero que con el trabajo en unidad de todos los zacatecanos, "saldremos de ésta crisis como de otras que hemos padecido", y en esa ruta de superación, "no vamos a hipotecar el destino y futuro del estado." Así lo precisa el Secretario y por la confianza ya sembrada y extendida, se abren horizontes de veracidad y certidumbre.

No cabe duda, en medio de la crisis que a todos lesiona, brotan creatividad en la función pública estatal y asertividad en los sectores de la sociedad, que abren senderos de certeza en el combate a las amenazantes crisis conspirativas, batallas que se traducen en hechos concretos, en estímulos fiscales para mitigar efectos de la contingencia y los pagos de adeudos a proveedores y prestadores de servicios, que necesariamente atemperan los golpes y protegen las plantas laborales, de manera que la aguda crisis que se resiente y arrecia, cuando menos sea revertida a moderada y controlable, que para eso son buenos y mejores en el equipo de Finanzas.

Más todavía, esas alentadoras medidas, van acompañadas de la austeridad y disciplina financiera del gobierno, con el propósito de mantener el equilibrio presupuestal privilegiando la política de racionalidad en el gasto, como la prohibición de nuevas contrataciones de personal, de recategorizaciones, estímulos e incentivos; se disminuyen los viáticos, no habrá asesorías ni consultorías; y restricción en adquisición de bienes muebles. Estamos hablando de un equilibrio en serio y altamente responsable que reitera y reafirma la honestidad administrativa.

MÁS QUE LAMENTACIONES, SON RESPUESTAS

Razonables y oportunas frente a un panorama que se pinta ominoso, dañino y fracturador de la consolidación gubernamental alcanzada y de las expectativas sociales y económicas que los zacatecanos esperan de la seguridad pública, la estabilidad económica y la defensa de su salud. Son medidas inmediatas que tienden a sustentar y garantizar la salud y el trabajo, que demuestran el más genuino comportamiento de responsabilidad gubernamental ante los graves problemas que aquejan a los más vulnerables, a los más necesitados, esto es un esfuerzo para disipar el oscuro horizonte que deviene con la pandemia.

viernes 03 de abril de 2020

Crónica del poder

jueves 02 de abril de 2020

Crónica del poder

miércoles 01 de abril de 2020

Crónica del poder

martes 31 de marzo de 2020

Crónica del poder

lunes 30 de marzo de 2020

Crónica del poder

sábado 28 de marzo de 2020

Crónica del poder

viernes 27 de marzo de 2020

Crónica del poder

jueves 26 de marzo de 2020

Crónica del poder

miércoles 25 de marzo de 2020

Crónica del poder

martes 24 de marzo de 2020

Crónica del poder

Cargar Más