/ lunes 7 de septiembre de 2020

Crónica del poder | Democracia electoral ante la crisis

Frente al escenario electoral que hoy abre por el país y en Zacatecas, es necesario advertir y atisbar que deben alentarse los ambientes de estabilidad y certidumbre y alejar el proceso electoral de cualquier intento de estallido o de turbulencias, que estructuras políticas atrasadas o arcaicas buscan provocar para reavivar los vestigios del neoliberalismo y del tradicionalismo hegemónico de partidos y de grupos de poder, siempre contrarios a la evolución democrática y muy propensos a continuar el goce y privilegios que la corrupción e impunidad les otorga.

Hoy, ante el arranque formal del proceso electoral 2020 - 2021, es oportuno señalar y condenar actitudes de hostilidad en contra de las instituciones electorales, que significan serios riesgos para la vida democrática, que en el horizonte nacional y el escenario estatal los Institutos Nacional y Estatal Electorales estimulan con todo vigor y la más valiosa participación ciudadana, y que en medio de las tremendas oscilaciones críticas de la pandemia, inseguridad y precariedad económica, hacen y harán posible la gran hazaña de elecciones libres caracterizadas por la movilización social, el debate respetuoso, la convivencia plural y la voluntad de conciliación y reunificación entre todas las fuerzas políticas, a través del voto responsablemente emitido por miles y millones de ciudadanos que ya construyen la transformación de la vida democrática de México y Zacateca.

A partir de ahora, veremos cómo actúan los partidos ante los desafíos de hoy, que incluyen a un sistema presidencial que busca asegurar la reelección de sus cuadros y alejarse de la amenazante revocación y que, a través de transferir la poderosa imagen cada vez más creativa y positiva del Presidente, con sus acciones de gobierno y los impactos de la Cuarta Transformación, genera un respaldo político y electoral que resulta inevitable e ineludible, porque se promueven en el marco de la legalidad y con óptima sensibilidad, que al final serán irrefutables e incuestionables.

Nadie pone en duda que transcurren cambios sociales y políticos que acrecientan el desafío para los actores políticos que entrarán a la contienda por la gubernatura de Zacatecas, los 30 diputados de la Legislatura, los 58 ayuntamientos y 4 diputaciones federales. Nos parece atestiguar una vigorosa interacción tan compleja, que el gobierno de la República tiene que producir y reproducir ajustes económicos que pretenden alcanzar a los partidos con la disminución de prerrogativas en 50 por ciento y que también provocan estallidos de descontento de los estados y sus gobernadores, porque están perdiendo simpatías y resienten marcado debilitamiento de sus enlaces con sus partidos.

A pesar de los pesares, lo que se interpreta como la hostilidad y presiones sobre el Instituto Nacional Electoral y el Instituto Electoral del Estado de Zacatecas, con inteligencia y prudente cautela, el Consejo General del IEEZ, celebra hoy a las 5 de la tarde, la sesión especial de inicio del proceso electoral, donde los consejeros, representantes de los partidos políticos y el Consejero Presidente, Virgilio Rivera Delgadillo, y en sólida y responsable coordinación con la Delegación del INE, que conduce Matías Chiquito Díaz de León, cobijados como están por la confianza social y por su fortaleza institucional, alentarán la movilización ciudadana, la participación cívica y el perfeccionamiento de la vida democrática, a fin de superar la crisis de partidos, y cancelar de manera definitiva toda sospecha de fraudes electorales.

Será más fructífero para el sistema electoral democrático, evadir los impactos negativos que se lanzan desde el poder político y gubernamental, y demostrar que las instituciones electorales cumplirán su cometido con los principios de legalidad, imparcialidad y equidad.

Frente al escenario electoral que hoy abre por el país y en Zacatecas, es necesario advertir y atisbar que deben alentarse los ambientes de estabilidad y certidumbre y alejar el proceso electoral de cualquier intento de estallido o de turbulencias, que estructuras políticas atrasadas o arcaicas buscan provocar para reavivar los vestigios del neoliberalismo y del tradicionalismo hegemónico de partidos y de grupos de poder, siempre contrarios a la evolución democrática y muy propensos a continuar el goce y privilegios que la corrupción e impunidad les otorga.

Hoy, ante el arranque formal del proceso electoral 2020 - 2021, es oportuno señalar y condenar actitudes de hostilidad en contra de las instituciones electorales, que significan serios riesgos para la vida democrática, que en el horizonte nacional y el escenario estatal los Institutos Nacional y Estatal Electorales estimulan con todo vigor y la más valiosa participación ciudadana, y que en medio de las tremendas oscilaciones críticas de la pandemia, inseguridad y precariedad económica, hacen y harán posible la gran hazaña de elecciones libres caracterizadas por la movilización social, el debate respetuoso, la convivencia plural y la voluntad de conciliación y reunificación entre todas las fuerzas políticas, a través del voto responsablemente emitido por miles y millones de ciudadanos que ya construyen la transformación de la vida democrática de México y Zacateca.

A partir de ahora, veremos cómo actúan los partidos ante los desafíos de hoy, que incluyen a un sistema presidencial que busca asegurar la reelección de sus cuadros y alejarse de la amenazante revocación y que, a través de transferir la poderosa imagen cada vez más creativa y positiva del Presidente, con sus acciones de gobierno y los impactos de la Cuarta Transformación, genera un respaldo político y electoral que resulta inevitable e ineludible, porque se promueven en el marco de la legalidad y con óptima sensibilidad, que al final serán irrefutables e incuestionables.

Nadie pone en duda que transcurren cambios sociales y políticos que acrecientan el desafío para los actores políticos que entrarán a la contienda por la gubernatura de Zacatecas, los 30 diputados de la Legislatura, los 58 ayuntamientos y 4 diputaciones federales. Nos parece atestiguar una vigorosa interacción tan compleja, que el gobierno de la República tiene que producir y reproducir ajustes económicos que pretenden alcanzar a los partidos con la disminución de prerrogativas en 50 por ciento y que también provocan estallidos de descontento de los estados y sus gobernadores, porque están perdiendo simpatías y resienten marcado debilitamiento de sus enlaces con sus partidos.

A pesar de los pesares, lo que se interpreta como la hostilidad y presiones sobre el Instituto Nacional Electoral y el Instituto Electoral del Estado de Zacatecas, con inteligencia y prudente cautela, el Consejo General del IEEZ, celebra hoy a las 5 de la tarde, la sesión especial de inicio del proceso electoral, donde los consejeros, representantes de los partidos políticos y el Consejero Presidente, Virgilio Rivera Delgadillo, y en sólida y responsable coordinación con la Delegación del INE, que conduce Matías Chiquito Díaz de León, cobijados como están por la confianza social y por su fortaleza institucional, alentarán la movilización ciudadana, la participación cívica y el perfeccionamiento de la vida democrática, a fin de superar la crisis de partidos, y cancelar de manera definitiva toda sospecha de fraudes electorales.

Será más fructífero para el sistema electoral democrático, evadir los impactos negativos que se lanzan desde el poder político y gubernamental, y demostrar que las instituciones electorales cumplirán su cometido con los principios de legalidad, imparcialidad y equidad.