/ domingo 18 de febrero de 2018

Doblete de Asensio guía remontada del Real Madrid ante el Betis

Marcelo salió lesionado a dos semanas de enfrentar el juego de vuelta de los octavos de final contra el PSG

Cinco días después de dar una alegría a su afición ante el París Saint Germain, el RealMadrid se enfundó de nuevo la camiseta de la Liga y por momentos dio la sensación de que iba a volver a las andadas. En esta ocasión tuvo el acierto para remontar y acabar la semana con una sonrisa y con su tercer triunfo seguido tras haber anotado doce tantos.



El triunfo le mantiene a un punto del Valencia, al que podría adelantar el miércoles cuando dispute en Butarque el partido aplazado ante el Leganés por su participación en el Mundial de Clubes de Emiratos Árabes. Además ya tiene al quinto, el Sevilla, a seis puntos.

Foto: EFE


Zinedine Zidane introdujo varios cambios en el once inicial -dejó fuera a Karim Benzema, Raphael Varane, Isco Alarcón y Luka Modric, al margen del lesionado Toni Kroos- y sobrevivió en un encuentro loco con ocho goles.



Se adelantó pronto por medio de Marco Asensio. Luego El RealMadrid careció de la más mínima presión al rival, dio la sensación de dejadez, entregó el balón al Betis y este, tras inquietar varias veces al meta costarricense Keylor Navas, lo aprovechó para remontar con dos tantos seguidos, obra del franco-argelino Aissa Mandi (m.33) y de Nacho Fernández (m.37), en propia meta. Además, Zidane perdió por lesión al brasileño Marcelo Vieira.

Foto: EFE


No se rindió el cuadro madrileño porque el Betis también es un equipo propicio para jugar con alegría, demasiada por momentos, y el choque fue una sucesión de llegadas a ambas porterías. Sergio Ramos (m.50), de cabeza a la salida de un córner, devolvió las tablas, y Marco Asensio (m.59), tras una gran jugada de Dani Carvajal, y Cristiano Ronaldo (m.65), con un cañonazo firmaron la remontada.


El Betis mantuvo el pulso en plena locura y soñó con algún punto cuando Sergio León elevó el 3-4 a cinco minutos del final, pero en la prolongación Benzema, que había reemplazado a Cristiano Ronaldo, cerró el choque.

Foto: EFE

No pudo ganar Villarreal, que con el triunfo del Sevilla el sábado en Las Palmas (1-2) y su empate en Barcelona frente al Espanyol (1-1) queda sexto a siete puntos del Real


Madrid y a uno del Sevilla, y con tan solo dos de margen respecto al Eibar.

Cinco días después de dar una alegría a su afición ante el París Saint Germain, el RealMadrid se enfundó de nuevo la camiseta de la Liga y por momentos dio la sensación de que iba a volver a las andadas. En esta ocasión tuvo el acierto para remontar y acabar la semana con una sonrisa y con su tercer triunfo seguido tras haber anotado doce tantos.



El triunfo le mantiene a un punto del Valencia, al que podría adelantar el miércoles cuando dispute en Butarque el partido aplazado ante el Leganés por su participación en el Mundial de Clubes de Emiratos Árabes. Además ya tiene al quinto, el Sevilla, a seis puntos.

Foto: EFE


Zinedine Zidane introdujo varios cambios en el once inicial -dejó fuera a Karim Benzema, Raphael Varane, Isco Alarcón y Luka Modric, al margen del lesionado Toni Kroos- y sobrevivió en un encuentro loco con ocho goles.



Se adelantó pronto por medio de Marco Asensio. Luego El RealMadrid careció de la más mínima presión al rival, dio la sensación de dejadez, entregó el balón al Betis y este, tras inquietar varias veces al meta costarricense Keylor Navas, lo aprovechó para remontar con dos tantos seguidos, obra del franco-argelino Aissa Mandi (m.33) y de Nacho Fernández (m.37), en propia meta. Además, Zidane perdió por lesión al brasileño Marcelo Vieira.

Foto: EFE


No se rindió el cuadro madrileño porque el Betis también es un equipo propicio para jugar con alegría, demasiada por momentos, y el choque fue una sucesión de llegadas a ambas porterías. Sergio Ramos (m.50), de cabeza a la salida de un córner, devolvió las tablas, y Marco Asensio (m.59), tras una gran jugada de Dani Carvajal, y Cristiano Ronaldo (m.65), con un cañonazo firmaron la remontada.


El Betis mantuvo el pulso en plena locura y soñó con algún punto cuando Sergio León elevó el 3-4 a cinco minutos del final, pero en la prolongación Benzema, que había reemplazado a Cristiano Ronaldo, cerró el choque.

Foto: EFE

No pudo ganar Villarreal, que con el triunfo del Sevilla el sábado en Las Palmas (1-2) y su empate en Barcelona frente al Espanyol (1-1) queda sexto a siete puntos del Real


Madrid y a uno del Sevilla, y con tan solo dos de margen respecto al Eibar.

Policiaca

Hallan muerto a empresario zacatecano que estaba secuestrado

Fue encontrado en un terreno de agostadero en El Bordo, Guadalupe, Zacatecas

Local

Evangelio 23 de marzo 2019 [Cuaresma]

Lectura y reflexión del Evangelio del día en voz del Obispo de Zacatecas, monseñor Sigifredo Noriega

Municipios

Río Grande se queda sin telefonía celular

Robaron cableado de cobre de una de las antenas retransmisoras

Sociedad

Modernizan la telecomunicación de la Guardia Nacional con 11 mil mdp

La integración de las redes de seguridad se ubica entre las 10 prioridades para pacificar al país, poniendo por delante profesionalización y derechos humanos

Política

Recuerdan en dividido homenaje a Colosio

Familia del excandidato presidencial esperaba la llegada de Alfonso Durazo, quien fuera su secretario

Política

Resultan ambiguas las consultas para el Plan Nacional de Desarrollo

Para el académico Claudio Nieto, los ejercicios de opinión pública no tienen un mecanismo que le dé seriedad y legitimidad, por lo que son manipulables

Sociedad

Rescatan migrantes en Tamaulipas

Un grupo fue liberado de hombres armados tras un breve intercambio de disparos; hay un muerto

Literatura

Hojas de papel volando | La generación Beat (Dos) Descenso a los infiernos

A este grupo así denominado pertenecieron los hoy símbolos de su tiempo. Y su herencia cultural aún persiste. Jack Kerouac, William S. Burroughs, Allen Ginsberg, Lucien Karr, Neal Cassady y más

Cultura

Completan Sinfonía inconclusa de Schubert con inteligencia artificial

Alondra de la Parra dirige la pieza de Schubert en un concierto que unió talento humano con inteligencia artificial