imagotipo

Esperan buena cosecha en nuestro estado

Zacatecas, Zac.- “En estos últimos días nos ha cambiado totalmente el panorama, el 90 por ciento de la superficie en Zacatecas está llovido. Aunque el agua no es suficiente todavía, hay opción de humedad para un buen temporal”, informó Roberto Luévano Silva, delegado de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa).

Dijo que en los últimos cinco días de lluvias que se han registrado en Zacatecas se han sembrado de 80 a  90 mil hectáreas de cultivos, por lo que se espera que se incremente la superficie sembrada en Zacatecas.

El delegado manifestó que la meta para el estado era de un millón 73 mil hectáreas de maíz y frijol sembrado, pero debido a la tardanza de las lluvias se esperan un total de  900 mil hectáreas de estos cultivos.

2016072918

Subrayó que se prevé un buen temporal, pues el panorama es bueno y los proyectos del clima son halagadores para Zacatecas, ya que hace días existía preocupación porque no llovía en gran parte del estado zacatecano.

Luévano Silva argumentó que existe tranquilidad por la zona de Sombrerete, pues hasta el momento se han sembrado 200 mil hectáreas con plantas de frijol que miden de ocho a diez centímetros.

Explicó que actualmente la Sagarpa se encuentra trabajando en un programa de siembras de granos finos y avena, con la única finalidad de soportar los fríos que se presentan en la región en los meses de octubre, noviembre y diciembre.

Dijo que la propuesta ya está hecha a la Secretaría del Campo (Secampo) sobre este programa,  en virtud de que la fecha límite para sembrar maíz y frijol es del 25 al 30 de julio, ya que después de esas fechas es riesgoso por las heladas que se presentan en Zacatecas.

“Ahora estamos apostándole a sembrar avena y granos en lugar de frijol, aunque hay partes en Zacatecas que se tienen buenas hectáreas sembradas de frijol”, insistió.

Concluyó que la agricultura por contrato va por buen camino, pues hasta el momento se tienen 59 mil hectáreas de cebada,  más ocho mil hectáreas de trigo.