/ viernes 17 de mayo de 2019

Centenario de Antonio Aguilar (El tiempo pasa... Y no te puedo olvidar)

Zacatecas celebra el centenario de vida del Charro de México

“No me lloren que nadie es eterno, nadie vuelve del sueño profundo” pide Antonio Aguilar en una de sus canciones más recordadas.

Cumpliendo la voluntad del Charro de México, de forma alegre se le recordará este 17 de mayo, fecha en que se festeja el centenario de su nacimiento, conmemoración que se prolongará hasta el 19 de junio, aniversario de su fallecimiento.

Aunque “nadie es eterno en el mundo” (siguiendo con la letra de la misma canción) el recuerdo del Charro de México parece que nunca morirá, pues sus interpretaciones y sus muchas películas siguen en el gusto, no sólo de los zacatecanos, sino de millones de personas en otros partes del país y en el extranjero.

Con justa razón, Antonio Aguilar se encuentra dentro de una lista muy corta de leyendas de la música y del cine mexicano como Pedro Infante, Jorge Negrete y Luis Aguilar.

Su recuerdo –nunca triste recuerdo- también se mantiene firme en monumentos, edificios, salas de cine y calles bautizadas con su nombre; pero donde su legado parece crecer día con día es en su ejemplo de vida que se replica en sus hijos y nietos quienes, con orgullo, siguen llevando el nombre de Zacatecas en lo alto.

“El vivo a la travesura”

Hace exactamente un siglo, en Villanueva Zacatecas, nació José Pascual Antonio Aguilar Márquez Barraza. La primera parte de su vida la pasó en la hacienda de Tayahua, la cual décadas más tarde sería locación para varias películas del charro.

De acuerdo con algunos de sus biógrafos, en los años de 1940 y 1941 estudió canto en California. Luego de una breve estancia en la ciudad de Tijuana, radicó en la ciudad de México a partir del 1945 donde continuó sus estudios musicales. Su voz excepcional le permitió interpretar desde piezas de ópera, hasta música popular, inicialmente con canciones de boleros y posteriormente música vernácula.

En 1950 debutó en la estación XEW. Nadie imaginaba en ese entonces que grabaría un total de 165 álbumes y que -según el sitio billboard.com- habría de vender más de 25 millones de discos en México y Estados Unidos.

Compartiendo la pantalla con Pedro Infante incursionó en el séptimo arte interpretando papeles secundarios en películas como Un rincón cerca de cielo y Ahora soy rico, estrenadas en el año de 1952.

En etapas posteriores de su faceta de actor, tuvo predilección por interpretar personajes históricos y populares como Emiliano Zapata y Gabino Barrera. Entonces ya fungía como argumentista, guionista y productor de un importante número de cintas que él mismo protagonizaba.

En 1955 filmó La huella del chacal, su primera película con Flor Silvestre con quien se casaría cuatro años después. En 1960 nació su primogénito, Antonio Aguilar, y en 1968 su segundo hijo, el cantante y actor Pepe Aguilar.

“El muerto a la sepultura”

En la historia moderna de Zacatecas no se recuerda un duelo mayor que el que se vivió por varios días, a partir del 19 de junio del 2007, día en que Antonio Aguilar falleció en un hospital de la Ciudad de México.

Luego de que en la basílica de Guadalupe se ofició una misa de cuerpo presente, sus restos fueron trasladados a la ciudad de Zacatecas.

Sonaron las notas de La Marcha de Zacatecas el 20 de junio a las 23 horas cuando el féretro llegó al teatro Fernando Calderón, recinto donde fue velado, miles de personas tuvieron la oportunidad de estar por algunos instantes, a lo largo de esa noche y la madrugada del jueves 21 de junio.

Al día siguiente los restos de Antonio Aguilar fueron llevados al rancho El Soyate, ubicado a cinco kilómetros de la comunidad de Tayahua, Villanueva.

“No me lloren que nadie es eterno, nadie vuelve del sueño profundo” pide Antonio Aguilar en una de sus canciones más recordadas.

Cumpliendo la voluntad del Charro de México, de forma alegre se le recordará este 17 de mayo, fecha en que se festeja el centenario de su nacimiento, conmemoración que se prolongará hasta el 19 de junio, aniversario de su fallecimiento.

Aunque “nadie es eterno en el mundo” (siguiendo con la letra de la misma canción) el recuerdo del Charro de México parece que nunca morirá, pues sus interpretaciones y sus muchas películas siguen en el gusto, no sólo de los zacatecanos, sino de millones de personas en otros partes del país y en el extranjero.

Con justa razón, Antonio Aguilar se encuentra dentro de una lista muy corta de leyendas de la música y del cine mexicano como Pedro Infante, Jorge Negrete y Luis Aguilar.

Su recuerdo –nunca triste recuerdo- también se mantiene firme en monumentos, edificios, salas de cine y calles bautizadas con su nombre; pero donde su legado parece crecer día con día es en su ejemplo de vida que se replica en sus hijos y nietos quienes, con orgullo, siguen llevando el nombre de Zacatecas en lo alto.

“El vivo a la travesura”

Hace exactamente un siglo, en Villanueva Zacatecas, nació José Pascual Antonio Aguilar Márquez Barraza. La primera parte de su vida la pasó en la hacienda de Tayahua, la cual décadas más tarde sería locación para varias películas del charro.

De acuerdo con algunos de sus biógrafos, en los años de 1940 y 1941 estudió canto en California. Luego de una breve estancia en la ciudad de Tijuana, radicó en la ciudad de México a partir del 1945 donde continuó sus estudios musicales. Su voz excepcional le permitió interpretar desde piezas de ópera, hasta música popular, inicialmente con canciones de boleros y posteriormente música vernácula.

En 1950 debutó en la estación XEW. Nadie imaginaba en ese entonces que grabaría un total de 165 álbumes y que -según el sitio billboard.com- habría de vender más de 25 millones de discos en México y Estados Unidos.

Compartiendo la pantalla con Pedro Infante incursionó en el séptimo arte interpretando papeles secundarios en películas como Un rincón cerca de cielo y Ahora soy rico, estrenadas en el año de 1952.

En etapas posteriores de su faceta de actor, tuvo predilección por interpretar personajes históricos y populares como Emiliano Zapata y Gabino Barrera. Entonces ya fungía como argumentista, guionista y productor de un importante número de cintas que él mismo protagonizaba.

En 1955 filmó La huella del chacal, su primera película con Flor Silvestre con quien se casaría cuatro años después. En 1960 nació su primogénito, Antonio Aguilar, y en 1968 su segundo hijo, el cantante y actor Pepe Aguilar.

“El muerto a la sepultura”

En la historia moderna de Zacatecas no se recuerda un duelo mayor que el que se vivió por varios días, a partir del 19 de junio del 2007, día en que Antonio Aguilar falleció en un hospital de la Ciudad de México.

Luego de que en la basílica de Guadalupe se ofició una misa de cuerpo presente, sus restos fueron trasladados a la ciudad de Zacatecas.

Sonaron las notas de La Marcha de Zacatecas el 20 de junio a las 23 horas cuando el féretro llegó al teatro Fernando Calderón, recinto donde fue velado, miles de personas tuvieron la oportunidad de estar por algunos instantes, a lo largo de esa noche y la madrugada del jueves 21 de junio.

Al día siguiente los restos de Antonio Aguilar fueron llevados al rancho El Soyate, ubicado a cinco kilómetros de la comunidad de Tayahua, Villanueva.

Municipios

Refuerzan medidas de prevención tras primer caso de Covid-19 en Momax

Los parques y lugares recreativos del municipio permanecerán cerrados

Municipios

Hacen obligatorio el uso de cubrebocas en Fresnillo, Zacatecas

Actualmente el municipio tiene 202 casos activos de Covid-19

Finanzas

Trigo toca máximos por estimaciones bajas de producción

Los precios se acercaron a un máximo de un mes en la bolsa de Chicago

Turismo

¡Premian a San Miguel de Allende como segunda mejor ciudad del mundo!

El municipio alcanzó el segundo lugar en la lista de Mejor Ciudad del Mundo en los premios World's Best Awards 2020

Sociedad

Posponen reapertura de Guarderías del IMSS hasta el 20 de julio

El regreso será con apego a las recomendaciones de la Secretaría de Salud y de acuerdo al semáforo de riesgo

Literatura

Lorenzo Silva espera presentar El mal de Corcira en la FIL de Guadalajara 2020

El mal de Corcira supone la décima entrega de la serie de novela negra protagonizada por sus emblemáticos personajes Rubén Bevilacqua y Virginia Chamorro

Sociedad

Con más de 275 mil casos, México marca nuevo récord de contagios por Covid-19

Hubo un aumento de 6 mil 995 nuevos casos en las últimas 24 horas y ya suman 32 mil 796 defunciones por el virus

Sociedad

Detectan en asilo de Saltillo 15 casos y dos muertes de Covid-19

La Secretaría de Salud de Coahuila confirmó que cinco de los contagios se detectaron entre el personal y otros diez en residentes

Finanzas

Trigo toca máximos por estimaciones bajas de producción

Los precios se acercaron a un máximo de un mes en la bolsa de Chicago