/ sábado 18 de mayo de 2019

Trump recurre a ley de 1807 para dar más poder al Ejército en la frontera

La Casa Blanca sopesa un papel más activo en la zona limítrofe con México para la contención de migrantes

Washington, 17 may (EFE).- La Casa Blanca está estudiando recurrir a una ley de 1807 para que los militares puedan adoptar un papel más activo en la frontera, una medida cuyo efecto práctico no está claro y que probablemente generaría nuevas demandas al Gobierno del presidente estadounidense, Donald Trump.

Un portavoz de la Casa Blanca, Hogan Gidley, dejó este viernes abierta la posibilidad de que Trump invoque la llamada "Ley de insurrección" para que los militares, desplegados en la frontera desde hace más de un año, puedan contribuir en las tareas de deportación de los indocumentados.

"El presidente va a hacer todo lo que esté en su poder para proteger al pueblo estadounidense", dijo Gidley en declaraciones a "Fox & Friends", el programa televisivo favorito de Trump.

Preguntado por si recurrirá a la "Ley de insurrección", el portavoz no negó que esa sea una posibilidad, y dijo que Trump tiene "muchas herramientas a su disposición" y "todavía no las ha usado todas".

Uno de los presentadores de "Fox & Friends", Steve Doocy, exclamó entonces "¡Eso es un sí!" y el público en el plató estalló en aplausos, aunque Gidley se apresuró a aclarar que por ahora no estaba confirmando que la Casa Blanca vaya a tomar esa medida.

La "Ley de insurrección" es una serie de estatutos que regulan el poder constitucional del presidente de EE.UU. de recurrir a "milicias" o fuerzas armadas para ejecutar la ley, "suprimir insurrecciones o repeler invasiones".

Su texto establece que cuando el presidente considere que "obstrucciones o rebeliones contra la autoridad de Estados Unidos" hagan "impracticable aplicar la ley" en algún estado, puede convocar a la "milicia de cualquier estado, y usar las fuerzas armadas, como considere necesario para aplicar las leyes o suprimir la rebelión".

No está claro qué efecto tendría esa ley, porque EE.UU. ya tiene desplegados a unos 5.000 militares en la frontera con México -entre ellos 2.900 soldados en activo y 2.000 reservistas de la Guardia Nacional- por orden de Trump, que el año pasado quiso marcar músculo ante la llegada de varias caravanas de inmigrantes indocumentados.

Pero una ley de 1878 prohíbe usar a los militares para tareas de seguridad y orden público a nivel nacional, por lo que los militares han tenido hasta ahora un papel limitado en la frontera y no han podido dedicarse a detener a los indocumentados que llegaban.

Esa situación podría cambiar si Trump invoca la "Ley de Insurrección", según Stephen Vladeck, profesor de Derecho en la Universidad de Texas.

"Aunque la ley de 1878 prohíbe generalmente el uso de los militares federales para tareas de seguridad a nivel nacional, la Ley de insurrección siempre se ha entendido como la excepción principal a esa regla", escribió hoy Vladeck en la revista The Atlantic.

Trump ha descrito en numerosas ocasiones como una "invasión" la llegada de indocumentados a la frontera sur, que ha aumentado en los últimos meses, y en febrero declaró que esa situación suponía una "emergencia nacional", un mecanismo con el que buscó desbloquear fondos para el muro que quiere construir.

Si recurriera a la "Ley de insurrección", es probable que la Casa Blanca afronte demandas en los tribunales por la legalidad de esa medida, pero Vladeck pronosticó que fracasarían, porque el Congreso no ha limitado apenas la amplia capacidad constitucional del presidente estadounidense en esa materia.

Washington, 17 may (EFE).- La Casa Blanca está estudiando recurrir a una ley de 1807 para que los militares puedan adoptar un papel más activo en la frontera, una medida cuyo efecto práctico no está claro y que probablemente generaría nuevas demandas al Gobierno del presidente estadounidense, Donald Trump.

Un portavoz de la Casa Blanca, Hogan Gidley, dejó este viernes abierta la posibilidad de que Trump invoque la llamada "Ley de insurrección" para que los militares, desplegados en la frontera desde hace más de un año, puedan contribuir en las tareas de deportación de los indocumentados.

"El presidente va a hacer todo lo que esté en su poder para proteger al pueblo estadounidense", dijo Gidley en declaraciones a "Fox & Friends", el programa televisivo favorito de Trump.

Preguntado por si recurrirá a la "Ley de insurrección", el portavoz no negó que esa sea una posibilidad, y dijo que Trump tiene "muchas herramientas a su disposición" y "todavía no las ha usado todas".

Uno de los presentadores de "Fox & Friends", Steve Doocy, exclamó entonces "¡Eso es un sí!" y el público en el plató estalló en aplausos, aunque Gidley se apresuró a aclarar que por ahora no estaba confirmando que la Casa Blanca vaya a tomar esa medida.

La "Ley de insurrección" es una serie de estatutos que regulan el poder constitucional del presidente de EE.UU. de recurrir a "milicias" o fuerzas armadas para ejecutar la ley, "suprimir insurrecciones o repeler invasiones".

Su texto establece que cuando el presidente considere que "obstrucciones o rebeliones contra la autoridad de Estados Unidos" hagan "impracticable aplicar la ley" en algún estado, puede convocar a la "milicia de cualquier estado, y usar las fuerzas armadas, como considere necesario para aplicar las leyes o suprimir la rebelión".

No está claro qué efecto tendría esa ley, porque EE.UU. ya tiene desplegados a unos 5.000 militares en la frontera con México -entre ellos 2.900 soldados en activo y 2.000 reservistas de la Guardia Nacional- por orden de Trump, que el año pasado quiso marcar músculo ante la llegada de varias caravanas de inmigrantes indocumentados.

Pero una ley de 1878 prohíbe usar a los militares para tareas de seguridad y orden público a nivel nacional, por lo que los militares han tenido hasta ahora un papel limitado en la frontera y no han podido dedicarse a detener a los indocumentados que llegaban.

Esa situación podría cambiar si Trump invoca la "Ley de Insurrección", según Stephen Vladeck, profesor de Derecho en la Universidad de Texas.

"Aunque la ley de 1878 prohíbe generalmente el uso de los militares federales para tareas de seguridad a nivel nacional, la Ley de insurrección siempre se ha entendido como la excepción principal a esa regla", escribió hoy Vladeck en la revista The Atlantic.

Trump ha descrito en numerosas ocasiones como una "invasión" la llegada de indocumentados a la frontera sur, que ha aumentado en los últimos meses, y en febrero declaró que esa situación suponía una "emergencia nacional", un mecanismo con el que buscó desbloquear fondos para el muro que quiere construir.

Si recurriera a la "Ley de insurrección", es probable que la Casa Blanca afronte demandas en los tribunales por la legalidad de esa medida, pero Vladeck pronosticó que fracasarían, porque el Congreso no ha limitado apenas la amplia capacidad constitucional del presidente estadounidense en esa materia.

Mundo

Insiste el Papa en que el aborto equivale a recurrir a un sicario

Para el papa, en lugar de proponer el aborto terapéutico hay que crear "redes de amor"

Local

Evangelio 25 de mayo 2019

Lectura y reflexión del Evangelio del día en voz del obispo de Zacatecas

Salud

Los remedios de Mamá Tere: ¡Adiós a las arrugas con sábila y miel!

Las mascarillas son tratamientos faciales para eliminar las bacterias del rostro

Mundo

UE enfrenta el desafío de una nueva Europa

La votación para elegir los puestos parlamentarios del bloque provocará una recomposición crucial de los precarios equilibrios políticos dentro del continente

Cultura

Se cumplen 500 años de la fundación de La Habana

Huyendo de Francia tras la caída de Napoleón, el pintor Jean Baptiste Vermay llega a Cuba a finales de 1815 para restaurar los frescos de la catedral

Gossip

Antonio Banderas brilla en Cannes como el Mejor Actor

El actor se lleva el premio a Mejor Actor por su interpretación de un director de cine en Dolor y Gloria de Pedro Almodóvar

Arte

Hojas de Papel Volando | '…Dulce era la luz como un venado…' Pintores de Oaxaca

En Oaxaca la pintura es parte importantísima de la vida. Es el retrato hablado de lo que se es ahí. Alejandro Filio y René Jiménez son artistas de excelencia, hechos y derechos, y herederos de la luz, la imagen y el color de su tierra

Política

Antorchistas increpan a AMLO; “también nosotros sabemos gritar”, responde

El presidente hizo una encuesta entre los presentes sobre si preferían que los apoyos los entregaran de manera directa o continuaran con intermediarios

Sociedad

Mueren niños migrantes en los albergues, acusa ONG

Casi 300 personas con alguna discapacidad están en condiciones deplorables en centros de atención