imagotipo

Especialista exhorta a cuidar los ojos

  • Haydee Santillán
  • en Zacatecas

Zacatecas, Zac.- El adecuado cuidado de los ojos representa la diferencia entre seguir contando con ellos o perderlos paulatinamente, llegando en ocasiones a quedarse ciego por falta de un cuidado adecuado.

A decir de la médica oftalmóloga Rita Campa, los ojos son como las mucosas nasales que se llegan a resecar, requiriendo de una constante humectación, situación que aumenta dependiendo del clima, de la zona en que se radica o las condiciones climatológicas.

“Los ojos requieren cuidado, constantemente debemos humectarlos y  por lo general no se nos da como formación en el hogar esta opción, rara vez nuestros padres, amigos o algún otro familiar nos dice que humectemos los ojos o poco vemos que la gente lo hace, por lo general se usan estos fármacos cuando ya se tiene una lesión”, dijo.

Manifestó que el territorio zacatecano es muy seco, por lo que mínimo dos veces por día se deberían humectar los ojos, es decir poner la denominada lágrima artificial, con el fin de proteger y brindar más apoyo a nuestros ojos.

Foto: Notimex

Foto: Notimex

Siendo la vista un sentido indispensable para la realización de las actividades diarias, dijo que es fundamental tomar conciencia también del uso adecuado de anteojos, esto debido a que en muchos de los casos  se usan sin ser requeridos.

“Me ha tocado ver en muchos casos que los jóvenes principalmente, usan lentes sin requerirlos realmente, que sucede con esto, las personas que realmente requieren anteojos y no los usan paulatinamente van forzando su vista para leer, trabajar en las computadores o usar de más objetos tecnológicos, esto aumenta el daño y poca gente es consciente de esto, en el caso contrario cuando utilizan anteojos y no los requieren también forzar su vista y se daña”.

Explicó que lo más recomendable es poder acudir con el especialista para que el determine la condiciones de sus ojos a través de estudios rápidos y seguros que se pueden realzar en el mismo consultorio y con ello determinar si una persona requiere o no se apoyó para ver adecuadamente.