/ jueves 11 de febrero de 2021

Sácale provecho al ajo y disfruta sus beneficios

Sus usos en la cocina son muchos, así como sus propiedades curativas

El ajo es uno de estos ingredientes que se pueden considerar regalos de la naturaleza, pues sus usos en la cocina son infinitos y entre sus propiedades curativas, funciona como un poderoso antioxidante. Por sus poderes esotéricos son muy utilizados en rituales, sobre todo de protección.

Los rituales en los que se utiliza el ajo son sencillos, además de que es un ingrediente muy común en la cocina, ayuda a dormir mejor y evita las pesadillas.

Cuando necesites recargar las baterías personales usa tres cabezas de ajo naturales, déjalas cargar con los rayos de sol durante un día entero. Ponlas en un envase de aluminio y quémalas con cuidado, mientras se queman imagina todas las cosas positivas que quieres atraer a tu vida, luego tira las cenizas.

Impulsamos tu negocio

Para atraer a tu media naranja busca dos dientes de ajo y júntalos usando un clavo de acero, amarra un hilo rojo alrededor, guárdalo en un lugar escondido en tu casa hasta que haga efecto, es decir hasta que esa persona especial llegue a tu vida.

Para que jamás falte dinero en casa elabora un amuleto haciendo una trenza con un listón rojo y varias cabezas de ajo. Cuélgala detrás de la puerta de entrada o del espacio que quieras proteger y de inmediato crearás una barrera contra la escasez.

El ajo es uno de estos ingredientes que se pueden considerar regalos de la naturaleza, pues sus usos en la cocina son infinitos y entre sus propiedades curativas, funciona como un poderoso antioxidante. Por sus poderes esotéricos son muy utilizados en rituales, sobre todo de protección.

Los rituales en los que se utiliza el ajo son sencillos, además de que es un ingrediente muy común en la cocina, ayuda a dormir mejor y evita las pesadillas.

Cuando necesites recargar las baterías personales usa tres cabezas de ajo naturales, déjalas cargar con los rayos de sol durante un día entero. Ponlas en un envase de aluminio y quémalas con cuidado, mientras se queman imagina todas las cosas positivas que quieres atraer a tu vida, luego tira las cenizas.

Impulsamos tu negocio

Para atraer a tu media naranja busca dos dientes de ajo y júntalos usando un clavo de acero, amarra un hilo rojo alrededor, guárdalo en un lugar escondido en tu casa hasta que haga efecto, es decir hasta que esa persona especial llegue a tu vida.

Para que jamás falte dinero en casa elabora un amuleto haciendo una trenza con un listón rojo y varias cabezas de ajo. Cuélgala detrás de la puerta de entrada o del espacio que quieras proteger y de inmediato crearás una barrera contra la escasez.

Gossip

Edith Márquez cancela presentación en Fresnillo, Zacatecas

La cantante fue intervenida quirúrgicamente de la columna, por lo que actualmente se encuentra en recuperación

Policiaca

Ejecutan a elemento de la PEP en Guadalupe, Zacatecas

El hombre disfrutaba de su día de descanso y se encontraba en una barbería

Policiaca

Capturan a presuntos homicidas en el bulevar López Portillo

Habrían asesinado a un hombre afuera de su casa en La Zacatecana

Tecnología

Vístete de Prada y vive en una “metamansión”

El metaverso invade el ámbito del diseño creando ambientes virtuales, nuevas tendencias y hasta ciudades enteras que parecen fuera de este mundo

Mundo

La nueva normalidad debe tomar en cuenta a todos

El regreso del confinamiento debe incluir a muchos trabajadores cuyas ocupaciones son menos “socialmente aceptables”, como es el caso de las trabajadoras sexuales

Moda

Kim Kardashian diseña sus propios audífonos ¿te gustan?

Se trata de su primera colaboración con la firma Apple donde mezcla la moda con la funcionalidad  

Gossip

Gaby Spanic combina la actuación con la escritura

Gaby Spanic forma parte del elenco de Corazón guerrero y lanza su libro La saga de la verdadera usurpadora: Enigmas & reflexiones

Gossip

La Gusana Ciega presenta en concierto el álbum 1021

La Gusana Ciega inicia una gira con el material compuesto y grabado durante la pandemia como una alegoría del tiempo