/ viernes 13 de julio de 2018

#cronología Llevan 200 horas desaparecidos...

Han pasado ocho días y nadie sabe del paradero de los dos paramédicos, el menor enfermo y su madre, que viajaban a bordo de la ambulancia con el número 2861

Zacatecas, Zac.- Han pasado ocho días, casi 200 horas y nadie sabe del paradero de los dos paramédicos, el menor enfermo y su madre, que viajaban a bordo de la ambulancia con el número 2861 de Protección Civil de Nochistlán, misma que apareció calcinada y abandonada horas más tarde sobre un tramo carretero de San Juan de los Lagos.

Las autoridades zacatecanas y jaliscienses parecen no ponerse de acuerdo sobre la coordinación en los operativos de búsqueda, pues los Fiscales Generales de ambos estados emiten declaraciones que no coinciden, y además se sabe que las líneas de investigación tampoco han quedado muy definidas. Nadie parece tener nada claro.

Miércoles 04 de julio.- Llegada la noche, Adriel Sandoval de 14 años de edad, comenzó a presentar malestares intensos por su enfermedad, el cuadro de hepatitis que padecía comenzaba a complicarse y él como sus padres, estaban por pasar mal la noche debido a los dolores intensos. Era necesaria la intervención de un médico.

Jueves 05 de julio.- Como pudieron, sobrevivieron a la noche, pero era necesario solicitar apoyo, o de lo contrario se agravaría la salud del menor. Sin pensarlo más, sus padres, Rosalino y Virginia pidieron auxilio a los paramédicos mediante los números de emergencia, para que trasladaran lo más pronto posible a su hijo a un hospital.

La Coordinación Municipal de Protección Civil de Nochistlán atendió el reporte y mandó a dos de sus paramédicos, Luis Eduardo y a Edgar David, quienes abordaron la ambulancia con el número económico 2861 y fueron al domicilio de la familia Sandoval Ramírez por Adriel.

La situación terminó así: Virginia, la madre y el menor, viajaban junto con los socorristas en la unidad médica, mientras que el padre, a quien le decían “Chalino”, los acompañaba desde su vehículo siguiéndolos por detrás.

Alrededor del mediodía, ya iban sobre el crucero de Teocaltiche, pues es forzoso atravesar el territorio de Jalisco para llegar hasta la Capital, ya que el Hospital General de Zacatecas era el destino final, y donde sería atendido el menor. Nada parecía complicarse más.

En cuestión de minutos, Chalino vio cómo dos vehículos impidieron el paso de la ambulancia e hicieron bajar a los tripulantes, entre ellos, a su esposa y su hijo. Atónito, vio cómo los subían a otro automóvil y se los llevaban, en tanto que otros sujetos se subían a la unidad médica y se la llevaban también. Fue aquí cuando empezó el verdadero calvario, ésa sería la última vez que los vería.

Asimismo, en central de la Coordinación Estatal de Protección Civil ya no tuvieron más comunicación con la unidad, perdieron contacto, ¿qué pasaba? ¿Por qué no contestaban los uniformados? Ya no se supo más.

Eran las 13:30 horas y la situación comenzaba a preocupar, pero no se informó de más.

Algunas horas más tarde, cerca de las 17:00 horas, autoridades recibieron un reporte de una ambulancia quemándose en los límites de San Juan de los Lagos y Encarnación de Díaz a la altura del kilómetro 24 y del rancho Los Grillos, Jalisco.

Prontamente acudieron bomberos de PC de Lagos, quienes encontraron totalmente calcinada la unidad médica y sin nadie a bordo.

Es decir, un simple traslado médico empezaba a volverse un misterio intrigante: ¿Sería la ambulancia de Nochistlán? ¿Fue robada? No era novedad que la palabra “Nochistlán” apareciera en un suceso así. Se sabía que ese municipio es zona caliente.

Las autoridades zacatecanas y jaliscienses, ese jueves, sólo reportaron que se había perdido una ambulancia y que no se sabía nada sobre qué había pasado. La información comenzó a congelarse.

Viernes 06 de julio.- Los hechos ya habían recorrido varias bocas y orejas tanto en el estado de Zacatecas como en Jalisco, por lo que la pregunta se inició a hacer en mayúsculas, ¿qué pasó?

Para este día, ciudadanos y elementos de Protección Civil y Bomberos de varias organizaciones de auxilio, se habían unido en redes sociales para localizar a los dos paramédicos y al paciente y a su familiar.

La Vocería de Seguridad Pública de Zacatecas, por su parte, confirmó que sí se trató de la ambulancia perteneciente a PC de Nochistlán, la cual fue hallada irreconocible y consumida totalmente por el fuego.

Sábado 07 de julio.- El Fiscal General de Justicia del Estado de Jalisco, Raúl Sánchez Jiménez, afirmó que tras haberse enterado de lo sucedido, se iba a trabajar junto con las autoridades zacatecanas a fin de dar con el paradero de los socorristas y de los que eran trasladados.

Martes 10 de julio.- Para este día, la población zacatecana ya estaba consternada, la situación no parecía a menos. Todos hablaban de la misteriosa desaparición de los zacatecanos y del hallazgo terrible de la ambulancia calcinada sin los tripulantes.

Ismael Camberos Hernández, secretario de Seguridad Pública de Zacatecas, confirmó ese martes que Edgar David, uno de los paramédicos, era también elemento activo de la Policía Municipal de Nochistlán, lo cual abría otra línea en la investigación, reconociendo también que su desaparición (como la de los cuatro tripulantes) correspondía a una probable privación ilegal de su libertad.

Por su parte, Francisco Murillo Ruiseco, Fiscal General del Estado de Zacatecas externó que la desaparición ocurrió en el estado vecino, por lo que se presentó la debida denuncia respecto a su privación, así como aseguró estar en coordinación con la FGJ y la Comisaría Estatal de Seguridad Pública del Estado de Jalisco.

Asimismo, dio a conocer que se le dio vista a la Procuraduría General de la República, a cuya dependencia se desglosó parte de la investigación, a fin de corroborar o descartar si hubo presencia o participación en actos delictivos por parte de los desaparecidos, específicamente sobre la actividad policiaca que desempeñaba el socorrista y uniformado municipal.

Miércoles 11 de julio.- Cuestionado sobre el caso de la ambulancia hallada abandonada y quemada en San Juan de los Lagos, el Fiscal General de Jalisco, Raúl Sánchez Jiménez admitió que no hay avances en la investigación.

"Hasta ahorita todavía no. Seguimos en coordinación con las autoridades del estado de Zacatecas, tampoco ellos nos han dado información de qué personas eran, de dónde eran o a qué se dedicaba el que iba enfermo", señaló, agregando después, "se desconoce si venían a Jalisco, a dónde iban o qué tipo de lesiones, hasta el momento no nos han informado".

Jueves 12 de julio.- Se cumple una semana de su desaparición, y no parece quedar en claro de qué se trata este desconcertante hecho. Cuatro vidas corren peligro, según el panorama que se expone, y las autoridades no parecen tener una coordinación de acciones. 200 horas cumplidas y no se sabe dónde están, por qué apareció la ambulancia en llamas, ni qué “grupo” o “banda” los levantó. Las preguntas no cesan.

Es bien sabido que el municipio de Nochistlán ha sido señalado como una entidad “foco rojo”, y que a pesar de que cuenta con una plantilla municipal de 41 efectivos, ya se han presentado tres enfrentamientos armados, un comandante ha sido asesinado, y en esa zona, entre otros grupos delictivos, ha habido presencia del Cártel de Jalisco Nueva Generación.

Zacatecas, Zac.- Han pasado ocho días, casi 200 horas y nadie sabe del paradero de los dos paramédicos, el menor enfermo y su madre, que viajaban a bordo de la ambulancia con el número 2861 de Protección Civil de Nochistlán, misma que apareció calcinada y abandonada horas más tarde sobre un tramo carretero de San Juan de los Lagos.

Las autoridades zacatecanas y jaliscienses parecen no ponerse de acuerdo sobre la coordinación en los operativos de búsqueda, pues los Fiscales Generales de ambos estados emiten declaraciones que no coinciden, y además se sabe que las líneas de investigación tampoco han quedado muy definidas. Nadie parece tener nada claro.

Miércoles 04 de julio.- Llegada la noche, Adriel Sandoval de 14 años de edad, comenzó a presentar malestares intensos por su enfermedad, el cuadro de hepatitis que padecía comenzaba a complicarse y él como sus padres, estaban por pasar mal la noche debido a los dolores intensos. Era necesaria la intervención de un médico.

Jueves 05 de julio.- Como pudieron, sobrevivieron a la noche, pero era necesario solicitar apoyo, o de lo contrario se agravaría la salud del menor. Sin pensarlo más, sus padres, Rosalino y Virginia pidieron auxilio a los paramédicos mediante los números de emergencia, para que trasladaran lo más pronto posible a su hijo a un hospital.

La Coordinación Municipal de Protección Civil de Nochistlán atendió el reporte y mandó a dos de sus paramédicos, Luis Eduardo y a Edgar David, quienes abordaron la ambulancia con el número económico 2861 y fueron al domicilio de la familia Sandoval Ramírez por Adriel.

La situación terminó así: Virginia, la madre y el menor, viajaban junto con los socorristas en la unidad médica, mientras que el padre, a quien le decían “Chalino”, los acompañaba desde su vehículo siguiéndolos por detrás.

Alrededor del mediodía, ya iban sobre el crucero de Teocaltiche, pues es forzoso atravesar el territorio de Jalisco para llegar hasta la Capital, ya que el Hospital General de Zacatecas era el destino final, y donde sería atendido el menor. Nada parecía complicarse más.

En cuestión de minutos, Chalino vio cómo dos vehículos impidieron el paso de la ambulancia e hicieron bajar a los tripulantes, entre ellos, a su esposa y su hijo. Atónito, vio cómo los subían a otro automóvil y se los llevaban, en tanto que otros sujetos se subían a la unidad médica y se la llevaban también. Fue aquí cuando empezó el verdadero calvario, ésa sería la última vez que los vería.

Asimismo, en central de la Coordinación Estatal de Protección Civil ya no tuvieron más comunicación con la unidad, perdieron contacto, ¿qué pasaba? ¿Por qué no contestaban los uniformados? Ya no se supo más.

Eran las 13:30 horas y la situación comenzaba a preocupar, pero no se informó de más.

Algunas horas más tarde, cerca de las 17:00 horas, autoridades recibieron un reporte de una ambulancia quemándose en los límites de San Juan de los Lagos y Encarnación de Díaz a la altura del kilómetro 24 y del rancho Los Grillos, Jalisco.

Prontamente acudieron bomberos de PC de Lagos, quienes encontraron totalmente calcinada la unidad médica y sin nadie a bordo.

Es decir, un simple traslado médico empezaba a volverse un misterio intrigante: ¿Sería la ambulancia de Nochistlán? ¿Fue robada? No era novedad que la palabra “Nochistlán” apareciera en un suceso así. Se sabía que ese municipio es zona caliente.

Las autoridades zacatecanas y jaliscienses, ese jueves, sólo reportaron que se había perdido una ambulancia y que no se sabía nada sobre qué había pasado. La información comenzó a congelarse.

Viernes 06 de julio.- Los hechos ya habían recorrido varias bocas y orejas tanto en el estado de Zacatecas como en Jalisco, por lo que la pregunta se inició a hacer en mayúsculas, ¿qué pasó?

Para este día, ciudadanos y elementos de Protección Civil y Bomberos de varias organizaciones de auxilio, se habían unido en redes sociales para localizar a los dos paramédicos y al paciente y a su familiar.

La Vocería de Seguridad Pública de Zacatecas, por su parte, confirmó que sí se trató de la ambulancia perteneciente a PC de Nochistlán, la cual fue hallada irreconocible y consumida totalmente por el fuego.

Sábado 07 de julio.- El Fiscal General de Justicia del Estado de Jalisco, Raúl Sánchez Jiménez, afirmó que tras haberse enterado de lo sucedido, se iba a trabajar junto con las autoridades zacatecanas a fin de dar con el paradero de los socorristas y de los que eran trasladados.

Martes 10 de julio.- Para este día, la población zacatecana ya estaba consternada, la situación no parecía a menos. Todos hablaban de la misteriosa desaparición de los zacatecanos y del hallazgo terrible de la ambulancia calcinada sin los tripulantes.

Ismael Camberos Hernández, secretario de Seguridad Pública de Zacatecas, confirmó ese martes que Edgar David, uno de los paramédicos, era también elemento activo de la Policía Municipal de Nochistlán, lo cual abría otra línea en la investigación, reconociendo también que su desaparición (como la de los cuatro tripulantes) correspondía a una probable privación ilegal de su libertad.

Por su parte, Francisco Murillo Ruiseco, Fiscal General del Estado de Zacatecas externó que la desaparición ocurrió en el estado vecino, por lo que se presentó la debida denuncia respecto a su privación, así como aseguró estar en coordinación con la FGJ y la Comisaría Estatal de Seguridad Pública del Estado de Jalisco.

Asimismo, dio a conocer que se le dio vista a la Procuraduría General de la República, a cuya dependencia se desglosó parte de la investigación, a fin de corroborar o descartar si hubo presencia o participación en actos delictivos por parte de los desaparecidos, específicamente sobre la actividad policiaca que desempeñaba el socorrista y uniformado municipal.

Miércoles 11 de julio.- Cuestionado sobre el caso de la ambulancia hallada abandonada y quemada en San Juan de los Lagos, el Fiscal General de Jalisco, Raúl Sánchez Jiménez admitió que no hay avances en la investigación.

"Hasta ahorita todavía no. Seguimos en coordinación con las autoridades del estado de Zacatecas, tampoco ellos nos han dado información de qué personas eran, de dónde eran o a qué se dedicaba el que iba enfermo", señaló, agregando después, "se desconoce si venían a Jalisco, a dónde iban o qué tipo de lesiones, hasta el momento no nos han informado".

Jueves 12 de julio.- Se cumple una semana de su desaparición, y no parece quedar en claro de qué se trata este desconcertante hecho. Cuatro vidas corren peligro, según el panorama que se expone, y las autoridades no parecen tener una coordinación de acciones. 200 horas cumplidas y no se sabe dónde están, por qué apareció la ambulancia en llamas, ni qué “grupo” o “banda” los levantó. Las preguntas no cesan.

Es bien sabido que el municipio de Nochistlán ha sido señalado como una entidad “foco rojo”, y que a pesar de que cuenta con una plantilla municipal de 41 efectivos, ya se han presentado tres enfrentamientos armados, un comandante ha sido asesinado, y en esa zona, entre otros grupos delictivos, ha habido presencia del Cártel de Jalisco Nueva Generación.

Exposiciones

Llegan las mariposas a Zacatecas... Bichos Fest 2018

La colección incluye insectos disecados originarios de Perú, Colombia, Tailandia, Japón, Madagascar, y Zacatecas.

Finanzas

Productores protestan y complican el tráfico vehicular

Exigen a las autoridades federales maquinaria para sembrar y semilla de avena; serán atendidos a la 13:00 horas en la delegación de Sagarpa

Policiaca

Hallaron osamentas en Noria de Ángeles y Trancoso

No se ha especificado a cuántas personas corresponden estos restos óseos, las autoridades señalaron que tales huesos correspondían a partes torácicas y a extremidades

Doble Vía

Messenger Kids de Facebook llega por fin a México

La aplicación fue desarrollada tras escuchar que a muchos padres les gustaría contar con una aplicación más segura

Futbol

Juan Carlos Osorio, a horas de oficializar su salida del Tricolor

Yon de Luisa, nuevo presidente de la FMF, y los dueños de los clubes hicieron un último intento, pero el DT ya tomó la decisión

Sociedad

Adiós a los popotes y el plástico en Baja California Sur, Congreso aprueba reformas

Estas restricciones se aplicaría en supermercados, tiendas de autoservicio, farmacias, tiendas de conveniencia, mercados, restaurantes y similares

Justicia

Extraditan a Estados Unidos a Miuguel Ángel Treviño "El Z-40"

Estaba recluido en el Cefereso 9 de Ciudad Juárez, de donde fue llevado al Aeropuerto Abraham González para su traslado

Política

Chrystia Freeland visitará México para reunirse con AMLO y Peña Nieto

La canciller canadiense también sostendrá un encuentro con Ildefonso Guajardo para revisar el proceso de modernización del TLCAN

Mundo

Macri será excomulgado si legalizan aborto en Argentina, afirma sacerdote

A pesar de las presiones de la Iglesia católica, el mandatario ya advirtió que no vetará la ley si es aprobada por el Senado