/ miércoles 12 de septiembre de 2018

Llegó Zacatecas a la Basílica de Guadalupe

Al grito de ¡Arriba Zacatecas! y ¡Viva la Virgen de Guadalupe!, inició la ceremonia religiosa

CDMx.- “No venimos aquí para irnos vacíos, sino para irnos llenos”, indicó el obispo de la Diócesis de Zacatecas, Sigifredo Noriega Barceló, al oficiar la misa en la Basílica de Guadalupe, y señaló que este día 12 de septiembre no es sólo una tradición, “algo que se acostumbre, traemos nuestra vida, venimos a agradecer, hemos recibido tantos dones, traemos a nuestra gente querida, a nuestra gente amada”.

En el 132 aniversario de la peregrinación de la Diócesis de Zacatecas a la Basílica de Guadalupe, agregó que “traemos anhelos, traemos preocupaciones, traemos nuestras cruces de cada día, traemos sobre todo, esperanza, no venimos aquí para irnos vacíos sino para irnos llenos, irnos mejores”.

Al grito de ¡Arriba Zacatecas! y ¡Viva la Virgen de Guadalupe!, inició la ceremonia religiosa, y entre las palabras de: hoy la Basílica abre sus puertas para recibir al pueblo de Dios de la Diócesis de Zacatecas, sean bienvenidos en asa de nuestra madre, corazón de nuestra patria, del continente, de la esperanza.

El obispo Sigifredo Noriega Barceló señaló que: “como toda buena Madre, ella no quiere nada para ella, todo para sus hijos”.

La casita de María, hemos venido de nuestra casita, de nuestra casa, y hemos venido a esta casa común, que han construido los hijos de María durante varias generaciones.

“No sólo es la casa material, este magnífico templo que vemos y disfrutamos, son, sobre todo, las tierras vivas que edifican cada día la iglesia en su casa”.

“Allá en la comunidad en la que viven, en el pueblo, en las calles y momentos de la vida.

“Venimos de nuestra casa, ese domicilio que conocemos muy bien, ahí donde soñamos pero también ahí donde trabajamos, ahí donde sufrimos, solamente el que ama sufre.

Así te lo contamos: Arriba este día peregrinación zacatecana a la Basílica de Guadalupe

“Venimos pues, de ahí de esa casa donde se tejen las mañanas y las tardes, donde no solamente rezamos, sino que vivimos los misterios luminosos, los gozosos, los dolorosos y los gloriosos de la vida.

“Venimos de nuestra casa, este día 12 de septiembre, a qué venimos, por qué venimos, no es sólo una tradición, algo que se acostumbre, traemos nuestra vida.

Aquí nos sentimos amados, escuchados, comprendidos, somos hijos, no somos un número más, una estadística más, tenemos la firme certeza de la fe, de que no estamos solos.

“De nuestra casa a la casa de María para conocer más a su hijo, para seguirlo mejor.

“Qué casa quiere María que construyamos en Zacatecas, qué casa quieren que construyamos en esa iglesia, en nuestra iglesia, qué casa quiere María que construyamos en este nuestro México, que vive este tiempo.

Conoce más: Recuerdan a Pedro Infante con una misa en la antigua Basílica

Queremos volver a nuestras raíces para ir más allá, para dar los frutos de la vida.

“El año 2031, en 13 años más, se cumplirán 500 años de aquella primera petición, quiero una casita, el gran acontecimiento que ha dibujado y sigue dibujando una identidad y un rostro especial, que da identidad y nombre a un pueblo que lucha cada día por su dignidad, por realizar sus aspiraciones.

“Es la razón por la que los obispos en México, a petición del Papa Francisco, en su visita al país, están trabajando en un proyecto global general de pastoral, a través del cual se construya la casa que quiere María para sus hijos, en estos años tan desafiantes del siglo XXI y este proyecto busca animar, inspirar, formar, acompañar y lanzar la misión a todo el pueblo de Dios, la misión es hacer presente a Jesucristo y hacer presente su reto.

Compartimos contigo: Abuelita peregrina va a pie desde Monterrey hasta la Basílica para conocer a la Virgen

“Se busca una casa donde habite la fe, donde se alimente la esperanza, donde la caridad sea estilo de vida, una casa donde todos los hijos de María encontremos cobijo y sea respetada nuestra dignidad de hijos y hermanos.

Una casa iglesia comprometida con la construcción de la paz y las desafiantes causas sociales, una casa pueblo de Dios, donde construyamos comunidades fraternas, solidarias, una casa hogar buena, de renovados misioneros.

“Una casita con las puertas y ventanas abiertas, a la redención de Jesucristo que ha venido a traernos y en la que María está y sigue y seguirá profundamente comprometida.

“Dejemos a un lado nuestra pasividad y nuestra falta de compromiso”.

Te recomendamos:

CDMx.- “No venimos aquí para irnos vacíos, sino para irnos llenos”, indicó el obispo de la Diócesis de Zacatecas, Sigifredo Noriega Barceló, al oficiar la misa en la Basílica de Guadalupe, y señaló que este día 12 de septiembre no es sólo una tradición, “algo que se acostumbre, traemos nuestra vida, venimos a agradecer, hemos recibido tantos dones, traemos a nuestra gente querida, a nuestra gente amada”.

En el 132 aniversario de la peregrinación de la Diócesis de Zacatecas a la Basílica de Guadalupe, agregó que “traemos anhelos, traemos preocupaciones, traemos nuestras cruces de cada día, traemos sobre todo, esperanza, no venimos aquí para irnos vacíos sino para irnos llenos, irnos mejores”.

Al grito de ¡Arriba Zacatecas! y ¡Viva la Virgen de Guadalupe!, inició la ceremonia religiosa, y entre las palabras de: hoy la Basílica abre sus puertas para recibir al pueblo de Dios de la Diócesis de Zacatecas, sean bienvenidos en asa de nuestra madre, corazón de nuestra patria, del continente, de la esperanza.

El obispo Sigifredo Noriega Barceló señaló que: “como toda buena Madre, ella no quiere nada para ella, todo para sus hijos”.

La casita de María, hemos venido de nuestra casita, de nuestra casa, y hemos venido a esta casa común, que han construido los hijos de María durante varias generaciones.

“No sólo es la casa material, este magnífico templo que vemos y disfrutamos, son, sobre todo, las tierras vivas que edifican cada día la iglesia en su casa”.

“Allá en la comunidad en la que viven, en el pueblo, en las calles y momentos de la vida.

“Venimos de nuestra casa, ese domicilio que conocemos muy bien, ahí donde soñamos pero también ahí donde trabajamos, ahí donde sufrimos, solamente el que ama sufre.

Así te lo contamos: Arriba este día peregrinación zacatecana a la Basílica de Guadalupe

“Venimos pues, de ahí de esa casa donde se tejen las mañanas y las tardes, donde no solamente rezamos, sino que vivimos los misterios luminosos, los gozosos, los dolorosos y los gloriosos de la vida.

“Venimos de nuestra casa, este día 12 de septiembre, a qué venimos, por qué venimos, no es sólo una tradición, algo que se acostumbre, traemos nuestra vida.

Aquí nos sentimos amados, escuchados, comprendidos, somos hijos, no somos un número más, una estadística más, tenemos la firme certeza de la fe, de que no estamos solos.

“De nuestra casa a la casa de María para conocer más a su hijo, para seguirlo mejor.

“Qué casa quiere María que construyamos en Zacatecas, qué casa quieren que construyamos en esa iglesia, en nuestra iglesia, qué casa quiere María que construyamos en este nuestro México, que vive este tiempo.

Conoce más: Recuerdan a Pedro Infante con una misa en la antigua Basílica

Queremos volver a nuestras raíces para ir más allá, para dar los frutos de la vida.

“El año 2031, en 13 años más, se cumplirán 500 años de aquella primera petición, quiero una casita, el gran acontecimiento que ha dibujado y sigue dibujando una identidad y un rostro especial, que da identidad y nombre a un pueblo que lucha cada día por su dignidad, por realizar sus aspiraciones.

“Es la razón por la que los obispos en México, a petición del Papa Francisco, en su visita al país, están trabajando en un proyecto global general de pastoral, a través del cual se construya la casa que quiere María para sus hijos, en estos años tan desafiantes del siglo XXI y este proyecto busca animar, inspirar, formar, acompañar y lanzar la misión a todo el pueblo de Dios, la misión es hacer presente a Jesucristo y hacer presente su reto.

Compartimos contigo: Abuelita peregrina va a pie desde Monterrey hasta la Basílica para conocer a la Virgen

“Se busca una casa donde habite la fe, donde se alimente la esperanza, donde la caridad sea estilo de vida, una casa donde todos los hijos de María encontremos cobijo y sea respetada nuestra dignidad de hijos y hermanos.

Una casa iglesia comprometida con la construcción de la paz y las desafiantes causas sociales, una casa pueblo de Dios, donde construyamos comunidades fraternas, solidarias, una casa hogar buena, de renovados misioneros.

“Una casita con las puertas y ventanas abiertas, a la redención de Jesucristo que ha venido a traernos y en la que María está y sigue y seguirá profundamente comprometida.

“Dejemos a un lado nuestra pasividad y nuestra falta de compromiso”.

Te recomendamos:

Cultura

Inician las Jornadas Musicales en honor a Candelario Huízar

Con la presentación del disco Tradición Jarabera: Música Inédita Zacatecana

Ecología

Día Mundial de la Tortuga, entérate por qué se celebra hoy

Esta conmemoración fue instaurada en el año 2000 por la organización American Tortoise Rescue

Doble Vía

Una 'flor cadáver' atrae miles curiosos a un jardín botánico

La 'flor cadáver' es famosa tanto por la forma de un descomunal falo

Mundo

Atribuye papa Francisco un segundo milagro a ‘el influencer de Dios’

Se despeja el camino para que Carlo Acutis se convierta en el primer santo de la generación del milenio.

Cultura

Abren convocatoria de Maestros de Arte promoviendo la paz

La convocatoria está dirigida a maestras y maestros de los 58 municipios del estado para que propongan algún taller artístico y cultural

Gossip

Christian Nodal y Cazzu anuncian su separación

Nodal y Cazzu iniciaron su romancé después de que el cantante terminara su relación con Belinda