/ sábado 9 de julio de 2022

Manifestantes en Sri Lanka asaltan residencia del presidente ante grave crisis económica

El pueblo de Sri Lanka culpa al presidente Gotabaya Rajapaksa de la profunda crisis económica que atraviesa el país

El presidente de Sri Lanka, Gotabaya Rajapaksa, huyó este sábado de su residencia oficial en Colombo minutos antes de que fuera asaltada por una multitud de manifestantes, que lo acusan de ser el responsable de la profunda crisis económica que atraviesa el país y quieren expulsarlo del poder.

El primer ministro Ranil Wickremesinghe, que es el próximo en la línea de sucesión si Rajapaksa dimite, convocó inmediatamente una reunión de urgencia del gobierno para debatir sobre una "salida rápida" de la crisis.

En un comunicado, invitó a los dirigentes de los partidos políticos a unirse a la reunión y también pidió que se convocara al Parlamento.

Te puede interesar: Sri Lanka, en bancarrota: ¿qué llevó a este país de Asia a la peor crisis de su historia?

"El presidente ha sido escoltado a un lugar seguro", dijo una fuente de Defensa a la AFP. "Él sigue siendo el presidente, está protegido por una unidad militar", añadió esta fuente, según la cual los soldados que custodiaban la residencia oficial dispararon al aire para disuadir a los manifestantes de acercarse hasta que Rajapaksa fuera evacuado.

Algunos manifestantes transmitieron videos que mostraban a una multitud deambulando por el interior del palacio / Foto: Reuters

Las cadenas de televisión locales mostraron imágenes de cientos de personas trepando por las puertas del palacio presidencial, un edificio de la época colonial, situado junto al mar y símbolo del poder en Sri Lanka.

Algunos manifestantes transmitieron en directo en las redes sociales videos que mostraban a una multitud deambulando por el interior del palacio.

Funcionarios del gobierno afirmaron ignorar las intenciones de Rajapaksa después de su huida. "Estamos esperando instrucciones", indicó a la AFP un alto funcionario. "Todavía no sabemos dónde está, pero sabemos que está con la Marina de Sri Lanka y que está a salvo".

Una crisis sin precedentes

Decenas de miles de personas habían participado anteriormente en una manifestación en Colombo para exigir la dimisión de Rajapaksa, considerado responsable de la crisis sin precedentes que afecta a Sri Lanka y provoca una inflación galopante, así como una grave escasez de combustible, electricidad y alimentos.

La ONU estima, entre otras cosas, que alrededor del 80% de la población se salta las comidas para hacer frente a la escasez y al aumento de los precios.

El principal hospital de Colombo informó que 14 personas recibieron tratamiento después de haber sido alcanzadas por gases lacrimógenos durante la manifestación.

Según las autoridades, unos 20 mil soldados y policías habían sido enviados a Colombo para proteger al presidente. El viernes, las fuerzas del orden impusieron un toque de queda en un intento de disuadir a los manifestantes de salir a la calle.

Sin embargo, esta medida fue levantada después de que los partidos de la oposición, los activistas de derechos humanos y el Colegio de Abogados del país amenazaron con demandar al jefe de la policía.

De todos modos, el toque de queda fue ignorado en gran medida por los manifestantes, algunos de los cuales obligaron incluso el sábado a las autoridades ferroviarias a conducirlos en tren hasta Colombo para participar en la manifestación, dijeron los responsables a la AFP.

Las Naciones Unidas instaron a las autoridades de Sri Lanka y a los manifestantes a que velaran por que las reuniones del sábado se celebraran pacíficamente.

En mayo, nueve personas habían resultado muertas y varios centenares heridas durante los disturbios en el país.

En abril, Sri Lanka se declaró en suspensión de pagos de su deuda externa de 51.000 millones de dólares e inició negociaciones de rescate con el Fondo Monetario Internacional.

Esta crisis, de una magnitud sin precedentes desde la independencia del país en 1948, se atribuye a la pandemia de covid-19, que privó a esta isla del Asia meridional de las divisas del sector turístico y se ha visto agravada por una serie de malas decisiones políticas, según economistas.

El presidente de Sri Lanka, Gotabaya Rajapaksa, huyó este sábado de su residencia oficial en Colombo minutos antes de que fuera asaltada por una multitud de manifestantes, que lo acusan de ser el responsable de la profunda crisis económica que atraviesa el país y quieren expulsarlo del poder.

El primer ministro Ranil Wickremesinghe, que es el próximo en la línea de sucesión si Rajapaksa dimite, convocó inmediatamente una reunión de urgencia del gobierno para debatir sobre una "salida rápida" de la crisis.

En un comunicado, invitó a los dirigentes de los partidos políticos a unirse a la reunión y también pidió que se convocara al Parlamento.

Te puede interesar: Sri Lanka, en bancarrota: ¿qué llevó a este país de Asia a la peor crisis de su historia?

"El presidente ha sido escoltado a un lugar seguro", dijo una fuente de Defensa a la AFP. "Él sigue siendo el presidente, está protegido por una unidad militar", añadió esta fuente, según la cual los soldados que custodiaban la residencia oficial dispararon al aire para disuadir a los manifestantes de acercarse hasta que Rajapaksa fuera evacuado.

Algunos manifestantes transmitieron videos que mostraban a una multitud deambulando por el interior del palacio / Foto: Reuters

Las cadenas de televisión locales mostraron imágenes de cientos de personas trepando por las puertas del palacio presidencial, un edificio de la época colonial, situado junto al mar y símbolo del poder en Sri Lanka.

Algunos manifestantes transmitieron en directo en las redes sociales videos que mostraban a una multitud deambulando por el interior del palacio.

Funcionarios del gobierno afirmaron ignorar las intenciones de Rajapaksa después de su huida. "Estamos esperando instrucciones", indicó a la AFP un alto funcionario. "Todavía no sabemos dónde está, pero sabemos que está con la Marina de Sri Lanka y que está a salvo".

Una crisis sin precedentes

Decenas de miles de personas habían participado anteriormente en una manifestación en Colombo para exigir la dimisión de Rajapaksa, considerado responsable de la crisis sin precedentes que afecta a Sri Lanka y provoca una inflación galopante, así como una grave escasez de combustible, electricidad y alimentos.

La ONU estima, entre otras cosas, que alrededor del 80% de la población se salta las comidas para hacer frente a la escasez y al aumento de los precios.

El principal hospital de Colombo informó que 14 personas recibieron tratamiento después de haber sido alcanzadas por gases lacrimógenos durante la manifestación.

Según las autoridades, unos 20 mil soldados y policías habían sido enviados a Colombo para proteger al presidente. El viernes, las fuerzas del orden impusieron un toque de queda en un intento de disuadir a los manifestantes de salir a la calle.

Sin embargo, esta medida fue levantada después de que los partidos de la oposición, los activistas de derechos humanos y el Colegio de Abogados del país amenazaron con demandar al jefe de la policía.

De todos modos, el toque de queda fue ignorado en gran medida por los manifestantes, algunos de los cuales obligaron incluso el sábado a las autoridades ferroviarias a conducirlos en tren hasta Colombo para participar en la manifestación, dijeron los responsables a la AFP.

Las Naciones Unidas instaron a las autoridades de Sri Lanka y a los manifestantes a que velaran por que las reuniones del sábado se celebraran pacíficamente.

En mayo, nueve personas habían resultado muertas y varios centenares heridas durante los disturbios en el país.

En abril, Sri Lanka se declaró en suspensión de pagos de su deuda externa de 51.000 millones de dólares e inició negociaciones de rescate con el Fondo Monetario Internacional.

Esta crisis, de una magnitud sin precedentes desde la independencia del país en 1948, se atribuye a la pandemia de covid-19, que privó a esta isla del Asia meridional de las divisas del sector turístico y se ha visto agravada por una serie de malas decisiones políticas, según economistas.

Finanzas

Día Internacional de las Remesas; la prosperidad de la migración

Este día busca reconocer y honrar la contribución significativa de estos fondos al bienestar de las familias

Policiaca

Dos muertos y un herido tras agresión armada en Fresnillo

Los atacantes arrojaron ponchallantas para evitar ser perseguidos por los elementos policiales.

Moda

Dolce & Gabbana ensalza la exquisita elegancia de los años 50

Los estampados a rayas, omnipresentes, son un eco de la estética de los años 1950

Local

Hay en Zacatecas 952 cadáveres sin identificar

En el 2023 aumentó la cifra de inhumaciones en panteones forenses debido a que los cuerpos no fueron identificados

Mundo

Hallan tres turistas muertos en Grecia en una semana

El cuerpo del turista neerlandés, de 74 años, fue localizado el sábado por la mañana en la isla de Samos

Finanzas

Congelan precios del gas; esto cuesta en Zacatecas

La CRE dio a conocer el costo del combustible que regirá del 16 al 22 de junio