/ jueves 4 de enero de 2024

Calderón recibió una advertencia sobre un complot contra Genaro García Luna

“Se encuentra en un riesgo inminente el señor secretario”, advertía un presunto narcotraficante el 28 de diciembre del 2009 al Presidente Felipe Calderón

En conversaciones telefónicas interceptadas durante su encarcelamiento en el Centro Federal de Readaptación Social No. 4 Noroeste, Víctor Hugo Martínez Rocha menciona un complot para incriminar a Genaro García Luna en delitos de narcotráfico. En una llamada fechada el 11 de marzo de 2009, el preso deja ver que García Luna no sabe del hoyo que están cavando bajo sus pies. Los documentos incluyen alegatos de una transferencia de tres millones de dólares de Joaquín El Chapo Guzmán a García Luna, que supuestamente el interno entregó.

Martínez Rocha describe amenazas contra su familia y presiones para incriminar a García Luna. Una carta dirigida al entonces presidente Felipe Calderón y al titular de la PGR en Nayarit, Eliseo Simón Guzmán Villegas, dice que lo obligan a hablar en contra García Luna, pero la verdad es otra.

“Organizaban un complot en contra del secretario de Seguridad Pública Federal, Ing. Genaro García Luna. Sería incriminado en delitos de narcotráfico, en la declaración que fabricaron hacen creer que este secretario de Estado y yo nos reuníamos y en éstas se le entregaba dinero por la protección que ofrecía. Además, que visitaba a personas relacionadas con el narcotráfico, y él mismo solicitó un favor especial, matar a Javier Herrera Valles porque lo estaba chingando”, dice la misiva escrita a mano y fechada el 28 de diciembre del 2009.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

El 10 de marzo del 2009, Genaro García Luna apareció en la portada del diario La Jornada, junto con Agustín Carstens, captados por una lente mientras miraban con ojos de deseo por detrás a Carla Bruni, la esposa del entonces presidente francés Nicolas Sarkozy, enfundada en un no tan ajustado vestido violeta claro, en una visita que realizaron a Palacio Nacional, donde Felipe Calderón los recibió como mandatario de México.

Joaquín "El Chapo" Guzmán | Foto: Especial

“Calderón abre puerta al traslado de Cassez, decía la primera plana del periódico. Uno de los más observados era el secretario de Seguridad Pública y el otro el secretario de Hacienda.

Genaro García Luna tenía mucho poder en ese entonces y no hacía mucho caso de lo que el preso quería decirle.

De acuerdo con un cable del Gobierno de Estados Unidos, fechado el 11 de diciembre de 2006 y clasificado como “Confidencial” —por órdenes de Charles V. Barclay, un hombre conocido como Chip que sirvió 28 años al Departamento de Estado en América Latina, África, Asia y Europa—, Felipe Calderón reemplazó a Eduardo Medina Mora como secretario de Seguridad Pública con un oficial que fue nombrado director de planeación y operaciones de la Policía Judicial en diciembre del 2000.

Ayudó a transformar a la Judicial —“Altamente ensuciada por la corrupción”, dice EU— en la Agencia Federal de Investigaciones, un híbrido del FBI y la DEA bajo un mismo techo. Una policía de investigación profesional que cambió su nombre oficialmente en noviembre del 2001. Entre 1989 y 1998 trabajó en el CISEN.

Archivo: Cuartoscuro.com

“Comentario: García Luna ha sido un enlace de confianza, socio y amigo del FBI desde sus días en la PFP (1998-2000). Él es un big picture guy y estratega, que se aproxima a los problemas como el ingeniero que es. Su reputación personal es muy buena, a pesar de que algunos de sus subordinados no han sido tan favorables. Interlocutores en la Embajada lo describen como una personalidad intensa. Su español a veces es un murmullo y habla de una forma que incluso es difícil de entender para los hablantes nativos. Su inglés es despreciable. Su actitud hacia Estados Unidos es amistosa”.

A Víctor Hugo Martínez Rocha se le relaciona con Marco Antonio Tanil, alias El Patrón, quien trabajaba directamente con Joaquín El Chapo Guzmán. Fue detenido en octubre del 2008.

“Se ostentó como Director de Inteligencia y Despliegue regional de la Policía Federal para captar a 25 personas con el cebo de que formarían parte del grupo antisecuestros del cuerpo de seguridad”, informó en esos días la agencia de noticias EFE.

“En realidad, su intención era formar un comando que trabajase a favor de los Beltrán Leyva, uno de los cárteles más poderosos del país y de los que más funcionarios públicos de alto grado ha corrompido”.

La Procuraduría General de la República reveló que a Martínez Rocha se le acusa de involucrarse en delincuencia organizada y delitos contra la salud. Además, enfrentaba cargos por falsificación de documentos y usurpación de funciones públicas.

“Hágame un favor mamá”, le dijo el 30 de noviembre del 2009 ya desde la cárcel Víctor Hugo a Beatriz Rocha López. “Dígale que las personas que denunciaron en mi contra, mencionaron que García Luna y yo nos reunimos en un yate donde yo le entregué tres millones de dólares a García Luna, que esas personas son las que están denunciando y que quieren que yo señale a García Luna… como quien me recibió esos tres millones de dólares producto del narcotráfico y que venían del Chapo Guzmán”.

Su madre dijo que hablaron con otro abogado. Víctor insiste: “Si mamá porque ya me quiero ir. Dígale también lo de las patrullas, que les mandan gentes amenazándolas, porque dígale que si yo no declaro en contra de García Luna los van a matar a ustedes”.

El 27 de diciembre de 2009 fue grabada otra conversación del prisionero. “Esto era un puto complot en contra de Genaro García Luna, ellos querían que yo dijera que Genaro García Luna me recibía dinero a mí, mamá, ¡eso es tan puto claro, carajo!”.

Pero no les hicieron caso. Genaro García Luna y su equipo estaban persiguiendo otros casos más relevantes para sus carreras.

Las transcripciones de estas conversaciones, cartas y otras pruebas fueron presentadas por los abogados de Genaro García Luna el pasado 15 de diciembre para solicitar un nuevo juicio en Nueva York. El jefe de la Policía Federal fue declarado culpable en febrero del 2023 de narcotráfico y delincuencia organizada. Brian Cogan, el juez que condenó a El Chapo, decidirá la suerte del mexicano.

Entre los documentos entregados a las autoridades estadounidenses está una carta enviada el 15 de abril de 2022 por la firma legal César de Castro P.C. en representación de Genaro García Luna, dirigida a Ryan C. Harris, fiscal auxiliar de los Estados Unidos.

La carta solicita al gobierno proporcionar detalles sobre los señalamientos en la acusación formal contra García Luna y materiales favorables a la defensa. La acusación indica una conspiración de 18 años, desde 2001, con escasa información sobre los actos cometidos por el ingeniero mexicano que saboreó lo que en México se entiende por poder y riqueza, fama y éxito.

La defensa argumenta que el gobierno ha producido una cantidad masiva de documentos y materiales, incluyendo un millón 135 mil 199 páginas de materiales, de los cuales 208 mil 173 son registros financieros o comerciales de 76 entidades, sin evidencia que respalde la acusación de que García Luna recibió millones de dólares en sobornos del Cártel de Sinaloa.

También se menciona una demanda del gobierno mexicano alegando que García Luna adquirió millones de dólares a través de un esquema ilegal de contratos gubernamentales.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

La defensa también señala que, a pesar de los detalles en la acusación sobre seis instancias específicas de violaciones de distribución de cocaína, no hay información que relacione a García Luna con estos eventos.



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

En conversaciones telefónicas interceptadas durante su encarcelamiento en el Centro Federal de Readaptación Social No. 4 Noroeste, Víctor Hugo Martínez Rocha menciona un complot para incriminar a Genaro García Luna en delitos de narcotráfico. En una llamada fechada el 11 de marzo de 2009, el preso deja ver que García Luna no sabe del hoyo que están cavando bajo sus pies. Los documentos incluyen alegatos de una transferencia de tres millones de dólares de Joaquín El Chapo Guzmán a García Luna, que supuestamente el interno entregó.

Martínez Rocha describe amenazas contra su familia y presiones para incriminar a García Luna. Una carta dirigida al entonces presidente Felipe Calderón y al titular de la PGR en Nayarit, Eliseo Simón Guzmán Villegas, dice que lo obligan a hablar en contra García Luna, pero la verdad es otra.

“Organizaban un complot en contra del secretario de Seguridad Pública Federal, Ing. Genaro García Luna. Sería incriminado en delitos de narcotráfico, en la declaración que fabricaron hacen creer que este secretario de Estado y yo nos reuníamos y en éstas se le entregaba dinero por la protección que ofrecía. Además, que visitaba a personas relacionadas con el narcotráfico, y él mismo solicitó un favor especial, matar a Javier Herrera Valles porque lo estaba chingando”, dice la misiva escrita a mano y fechada el 28 de diciembre del 2009.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

El 10 de marzo del 2009, Genaro García Luna apareció en la portada del diario La Jornada, junto con Agustín Carstens, captados por una lente mientras miraban con ojos de deseo por detrás a Carla Bruni, la esposa del entonces presidente francés Nicolas Sarkozy, enfundada en un no tan ajustado vestido violeta claro, en una visita que realizaron a Palacio Nacional, donde Felipe Calderón los recibió como mandatario de México.

Joaquín "El Chapo" Guzmán | Foto: Especial

“Calderón abre puerta al traslado de Cassez, decía la primera plana del periódico. Uno de los más observados era el secretario de Seguridad Pública y el otro el secretario de Hacienda.

Genaro García Luna tenía mucho poder en ese entonces y no hacía mucho caso de lo que el preso quería decirle.

De acuerdo con un cable del Gobierno de Estados Unidos, fechado el 11 de diciembre de 2006 y clasificado como “Confidencial” —por órdenes de Charles V. Barclay, un hombre conocido como Chip que sirvió 28 años al Departamento de Estado en América Latina, África, Asia y Europa—, Felipe Calderón reemplazó a Eduardo Medina Mora como secretario de Seguridad Pública con un oficial que fue nombrado director de planeación y operaciones de la Policía Judicial en diciembre del 2000.

Ayudó a transformar a la Judicial —“Altamente ensuciada por la corrupción”, dice EU— en la Agencia Federal de Investigaciones, un híbrido del FBI y la DEA bajo un mismo techo. Una policía de investigación profesional que cambió su nombre oficialmente en noviembre del 2001. Entre 1989 y 1998 trabajó en el CISEN.

Archivo: Cuartoscuro.com

“Comentario: García Luna ha sido un enlace de confianza, socio y amigo del FBI desde sus días en la PFP (1998-2000). Él es un big picture guy y estratega, que se aproxima a los problemas como el ingeniero que es. Su reputación personal es muy buena, a pesar de que algunos de sus subordinados no han sido tan favorables. Interlocutores en la Embajada lo describen como una personalidad intensa. Su español a veces es un murmullo y habla de una forma que incluso es difícil de entender para los hablantes nativos. Su inglés es despreciable. Su actitud hacia Estados Unidos es amistosa”.

A Víctor Hugo Martínez Rocha se le relaciona con Marco Antonio Tanil, alias El Patrón, quien trabajaba directamente con Joaquín El Chapo Guzmán. Fue detenido en octubre del 2008.

“Se ostentó como Director de Inteligencia y Despliegue regional de la Policía Federal para captar a 25 personas con el cebo de que formarían parte del grupo antisecuestros del cuerpo de seguridad”, informó en esos días la agencia de noticias EFE.

“En realidad, su intención era formar un comando que trabajase a favor de los Beltrán Leyva, uno de los cárteles más poderosos del país y de los que más funcionarios públicos de alto grado ha corrompido”.

La Procuraduría General de la República reveló que a Martínez Rocha se le acusa de involucrarse en delincuencia organizada y delitos contra la salud. Además, enfrentaba cargos por falsificación de documentos y usurpación de funciones públicas.

“Hágame un favor mamá”, le dijo el 30 de noviembre del 2009 ya desde la cárcel Víctor Hugo a Beatriz Rocha López. “Dígale que las personas que denunciaron en mi contra, mencionaron que García Luna y yo nos reunimos en un yate donde yo le entregué tres millones de dólares a García Luna, que esas personas son las que están denunciando y que quieren que yo señale a García Luna… como quien me recibió esos tres millones de dólares producto del narcotráfico y que venían del Chapo Guzmán”.

Su madre dijo que hablaron con otro abogado. Víctor insiste: “Si mamá porque ya me quiero ir. Dígale también lo de las patrullas, que les mandan gentes amenazándolas, porque dígale que si yo no declaro en contra de García Luna los van a matar a ustedes”.

El 27 de diciembre de 2009 fue grabada otra conversación del prisionero. “Esto era un puto complot en contra de Genaro García Luna, ellos querían que yo dijera que Genaro García Luna me recibía dinero a mí, mamá, ¡eso es tan puto claro, carajo!”.

Pero no les hicieron caso. Genaro García Luna y su equipo estaban persiguiendo otros casos más relevantes para sus carreras.

Las transcripciones de estas conversaciones, cartas y otras pruebas fueron presentadas por los abogados de Genaro García Luna el pasado 15 de diciembre para solicitar un nuevo juicio en Nueva York. El jefe de la Policía Federal fue declarado culpable en febrero del 2023 de narcotráfico y delincuencia organizada. Brian Cogan, el juez que condenó a El Chapo, decidirá la suerte del mexicano.

Entre los documentos entregados a las autoridades estadounidenses está una carta enviada el 15 de abril de 2022 por la firma legal César de Castro P.C. en representación de Genaro García Luna, dirigida a Ryan C. Harris, fiscal auxiliar de los Estados Unidos.

La carta solicita al gobierno proporcionar detalles sobre los señalamientos en la acusación formal contra García Luna y materiales favorables a la defensa. La acusación indica una conspiración de 18 años, desde 2001, con escasa información sobre los actos cometidos por el ingeniero mexicano que saboreó lo que en México se entiende por poder y riqueza, fama y éxito.

La defensa argumenta que el gobierno ha producido una cantidad masiva de documentos y materiales, incluyendo un millón 135 mil 199 páginas de materiales, de los cuales 208 mil 173 son registros financieros o comerciales de 76 entidades, sin evidencia que respalde la acusación de que García Luna recibió millones de dólares en sobornos del Cártel de Sinaloa.

También se menciona una demanda del gobierno mexicano alegando que García Luna adquirió millones de dólares a través de un esquema ilegal de contratos gubernamentales.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

La defensa también señala que, a pesar de los detalles en la acusación sobre seis instancias específicas de violaciones de distribución de cocaína, no hay información que relacione a García Luna con estos eventos.



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music

Municipios

Conato de incendio en centro comercial causa alarma

El fuego inició en la freidora de un establecimiento

Policiaca

Hombre es vinculado a proceso por transportar marihuana

Fue detenido en la Unirse de Villa de Cos, Zacatecas

Local

Aumentan casos de secuestro virtual en Zacatecas

El 90% son realizados por reclusos en cárceles de Tamaulipas, Estado de México y Ciudad de México, según SSP

Local

UAZ entrega resultados de la encuesta sobre el Plan de Movilidad

El 70% de ciudadanos cree necesario mejorar la movilidad en la capital Zacatecas